Con los hilos de la identidad

La argentina Ana Mazzoni presenta su trabajo etnotextil, realizada con materiales naturales para crear obras bi y tridimensionales que relacionan pasado, presente y futuro

La argentina Ana Mazzoni presenta su trabajo etnotextil, realizada con materiales naturales para crear obras bi y tridimensionales que relacionan pasado, presente y futuro iconográfico de América.

“Crear es mi oficio y el textil un medio que me permite a partir del entrecruzamiento de tramas y urdimbres, colores y texturas aproximar a una obra plástica cargada de conceptualizaciones etnográficas, antiguas historias y nuevas miradas”, dice la artista Ana Mazzoni en las primeras líneas de su página de Internet (www.anamazzoni.com.ar/), en la cual detalla sus pasiones en su vida.

Ella visita el país para mostrar por primera vez en Costa Rica parte del trabajo que surge de su investigación y apasionamiento por los colores y recursos textiles obtenidos de la naturaleza americana. Mazzoni inaugurará el 4 de julio, a las 7:30 p.m., en la Zona de Entrenarte, la muestra “Atre-ver-se”. Y será el preludio de un taller que se impartirá en el mismo sitio.

 

El taller de textiles creativos “Autorretrato interior”, se dará entre los días 5 y 7 de julio, y según Marcela Valdeavellano, representante de la Zona de Entrenarte, el objetivo es que los talleristas aprendan “a verse sí mismos en una atrevida mirada interior, pasar del verbo a acción a partir de fraccionar, superponer, trasladar, yuxtaponer, transponer, etc., en actividades que los lleven a resignificar sus textos e imágenes a través del grafismo, el collage y la intervención con bordados”.

“Los talleres serán de 9 a.m. a 1 p.m., y no hay ningún requisito para los participantes, a quienes solamente se les pide ganas para participar en una actividad desestructuante, lúdica con un final feliz, plástico y textil”, comentó Valdeavellano.

La Zona de Entrenarte está ubicada en el Centro Comercial Lindora, sobre la radial a Santa Ana, desde el 5 de julio. Para inscribirse en el taller, debe escribir al correo electrónico [email protected] o llamar al teléfono 2205-4320. La exposición de Ana Mazzoni permanecerá hasta agosto próximo.

EL LENGUAJE HISTÓRICO

Para Ana Mazzoni la obra textil es producto de un proceso social que identifica a una comunidad específica, define rangos sociales y origen étnico. En ese sentido, el poder de textualidad es parte de la historia de América, y ha sido “el hilo conductor que atraviesa mi producción plástica textil desde 1980 a la fecha puedo definirlo como la búsqueda profunda en los paisajes humanos e introspectiva en los habitantes originarios, cuyo entorno geográfico, realismo mágico y penurias sin fin que los aquejan se convierten en un estímulo para proseguir sus luchas, para perdurar y que no se extravíen eslabones culturales únicos e irrepetibles”, dijo la artista a UNIVERSIDAD.

Mazzoni agregó que su “producción es creativa y plástica, de revalorización técnica, iconográfica y de los materiales autóctonos que en sincretismos y eternas mixturas hoy nos comunican e interrelacionan para abrir este fluido diálogo de reinterpretar nuestras vidas”.

Mazzoni estudió en la Escuela de Artes de la Universidad de Córdoba, en su natal argentina, donde actualmente vive y enseña su arte a otras personas. En las aulas aprendió las técnicas formales que ofrece la academia. Pero muy pronto inició la búsqueda personal de un nuevo lenguaje íntimo y único y tomó de la herencia de las culturas suramericanas el acerbo del arte textil para conjurar imágenes, técnicas y sensibilidad con las raíces profundas en la historia americana.

El trabajo de Mazzoni incluye máscaras, tapices y otras propuestas realizadas con materiales naturales. “Amo el color desenfrenado de esa América: popular, ingenua, paralela, periférica, mágica y misteriosa. Mi obra toda ha sido y es un homenaje a los hacedores anónimos de esa gran cultura, a la que a veces me permiten penetrar con una curiosa y respetuosa mirada que no deja de asombrarse ante lo desconocido”, dice la artista en su página oficial.

“Abordo el plano bidimensional en obras de pared con acentuado efecto de transparencia, otras veces llegando a la producción tridimensional como en la serie Máscaras o al formato de libro de artista como en la serie Ventanas para ojear… Redescubrir el acervo precolombino de nuestro continente nos permite hoy resemantizar en imágenes aquellos antiguos códigos, incorporando en mis últimas obras problemáticas relacionadas con la etnobotánica y el uso que de tales recursos hacemos los actuales habitantes urbanos hoy”, dijo a este Semanario desde Córdoba horas antes de partir a Costa Rica.

Como parte de su interés de compartir su pasión, en el año 2003 Mazzoni convirtió su casa en el Centro Integral de Arte Textil (CIART), donde enseña el arte del etnotextil. Y también dirige el Museo de Arte Nativo de Textiles Antiguos (MANTA) donde se exhibe parte del acerbo de los pueblos autóctonos americanos y ofrece recursos de investigación, audiovisuales y otros.

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Costa Rica recibió un total de $504.2 millones en Inversión Extranjera Directa (IED) durante el primer trimestre del año, según el reporte del Banco

Las cooperativas de generación eléctrica le solicitaron a la presidenta Laura Chinchilla que “limpie la mesa” de proyectos relacionados con la “Ley general de

No sé si será poco tiempo para ver resultados en el Sistema Universitario, de la labor del SINAES. De lo que sí estoy seguro

Un abogado de nombre desconocido “trabaja cómodamente con los títulos de propiedad de los hombres ricos, con hipotecas y obligaciones” en Wall Street. Tiene 

El equipo de Balonmano de la UCR, campeón de apertura 2012, está dando los resultados esperados, luego de un planificado proceso de reformulación planteado

El convencimiento de que en vez de dividir la oposición, llegan a atraer y sumar en la arena política al electorado descontento, es el

¿Qué representa el obelisco del parque de Cartago? ¿Qué se celebra el 4 de julio? ¿Quién es Pablu Presberu? Parecen preguntas ajenas entre sí,

Los daños ambientales causados en la construcción de la polémica Ruta 1856 “Juan Mora Porras” se han sobredimensionado, pues son unos 30 km del
Semanario Universidad