Exposición recoge mirada de 200 años de democracia

“Vivamos la democracia” es una de las caricaturas de Luis Demetrio Calvo (Mecho) en la exhibición del Museo Nacional que terminará en junio de

“Vivamos la democracia” es una de las caricaturas de Luis Demetrio Calvo (Mecho) en la exhibición del Museo Nacional que terminará en junio de 2014. (Foto Katya Alvarado)

Lo primero que se percibe en María Elena Masís, curadora de la exposición “Vivamos la democracia” −abierta en el Museo Nacional del 3 de octubre a junio del 2014−, es que el concepto de democracia es tan amplio que cada cual puede darle un significado personal, de manera que por ahí empieza la reflexión de la muestra que aborda un período de 200 años.

El punto de partida de esa democracia se mantiene en coherencia con la ambigüedad del concepto, dado que Masís parte de 1810, momento en que Costa Rica designa al presbítero Florencio del Castillo como su representante en las Cortes de Cádiz, donde el canónigo brillará con luz propia y se convertirá en su presidente.

“La noción de democracia es muy amplia y eso es lo que hemos pretendido abarcar en la exposición. Está claro que cada cual tiene su propia idea de la democracia y la de cada cual es muy respetable”, puntualizó Masís.

Como parte de los objetos expuestos están los libros “El presbítero Florencio Castillo. Diputado por Costa Rica en las Cortes de Cádiz” (2010) y el reciente tomo “El canónigo Florencio Castillo”, ambos escritos por Manuel Benavides Barquero.

La exhibición cuenta con aportes de objetos del Museo Nacional −cerca de 20−, y se complementa con otros del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE), así como con textos y caricatura política que refleja el humor de diferentes autores a lo largo de dos siglos.

La curadora precisó que le llevó un año preparar la exhibición, pero que en realidad desde que era estudiante de Historia en la Universidad de Costa Rica (UCR) comenzó su inquietud por plasmar un concepto tan abstracto, en una exposición que debía de ser más tangible.

De ahí que una de las aspiraciones al diseñar la muestra, es que esta debía de ser “muy didáctica e interactiva”.

“Se tiene la idea de que la democracia costarricense arrancó la noche del 7 de noviembre de 1889, cuando los pobladores salieron con machetes y decididos a hacer valer el respeto del sufragio. Esta es una fecha que representa un hito, pero no significa que allí hubiera comenzado nuestra democracia”.

En 1942, el Instituto en Formación y Estudios en Democracia (FED) declaró el 7 de noviembre como el día de la democracia costarricense, dado que el elegido del pueblo, José Joaquín Rodríguez, pudo llegar al poder en detrimento de Ascensión Esquivel, quien era el favorito del presidente que salía, Bernardo Soto.

No obstante, esta mirada de 200 años de democracia parte de otros paradigmas y busca ampliar esa visión que se tiene en el país.

AMPLIO ABORDAJE

La democracia costarricense ha estado impregnada de fraudes electorales, de componendas y de corrupción para acceder al poder, situación que quiso corregirse con la creación en 1949 del TSE.

La exhibición procura rescatar, además, aquella época en que, a diferencia de la actual, la elección se hacía en una jornada que duraba tres días. De forma tal, que los resultados de cada día se apuntaban en una pizarra y así, con todo el suspenso que la situación implicaba, se conocían finalmente los resultados.

También, se incluye un apartado interactivo, y una de las mayores atracciones es el duplicado de una silla que perteneció a Tomás Guardia, quien gobernó el país entre 1870-1876 y 1877-1882.

“La idea es que la gente llegue y se siente en una silla presidencial y que pueda preguntarse qué haría cada uno si fuera presidente del país. Cómo solventaría este o aquel problema”, agregó Masís.

Entre la reflexión y el valor histórico discurre la muestra, porque el visitante podrá encontrarse con cédulas de identidad del siglo XIX.

Otro elemento por considerar es que antes el voto no era ni directo ni secreto, sino que se empleaban otras vías y eso lo hacía muy particular. Ese espíritu de época se busca recoger en la exposición. Fue en 1913 cuando se estableció el voto directo y en 1925 cuando se estableció el secreto.

HUMOR GRÁFICO

La muestra se complementa con un apartado dedicado a la caricatura política y al humor en este campo.

Son 35 caricaturas de siete autores que abarcan un período de dos siglos. Entre ellos se encuentran aportes de José María Figueroa, famoso por su conocido y publicitado álbum.

También, hay caricatura de “Juan Cumplido”, Paco Hernández, Noé Solano, Roger López, Hugo Díaz y Luis Demetrio Calvo, conocido como Mecho. Este último es el único autor vivo y aporta cuatro de las 35 caricaturas.

Mecho expresó que para él “es un honor y un compromiso el que lo hayan ubicado a la par de grandes maestros de la caricatura nacional, entre ellos Hugo Díaz”.

“Esto me compromete a mejorar en el día a día de mi trabajo”, dijo quien hizo las caricaturas del Semanario UNIVERSIDAD durante casi 10 años.

En su criterio, “todo costarricense debería de ver la exhibición”, porque de esa manera se puede valorar el tipo de democracia que hay en el país.

Una de sus caricaturas evoca el advenimiento de las nuevas tecnologías en el entorno de la campaña electoral de hace cuatro años y otra la indecisión de los nacionales a la hora de votar por uno u otro candidato.

“Tengo que agradecer al Semanario UNIVERSIDAD, porque mucho del que me hayan incluido se debe al trabajo que hice en este medio”, añadió.

Una de ellas fue creada y donada específicamente para la exposición y lleva el nombre con que se designa la exhibición, es decir, “Vivamos la democracia”.

Tanto Hugo Díaz como Calvo realizaron caricaturas durante muchos años para UNIVERSIDAD. De hecho, dos de las caricaturas incluidas en la exposición fueron portadas de este Semanario.

En medio de la diversidad de objetos y de miradas que tiene la muestra, Masís destacó que se aspira a que los visitantes puedan percibir el largo proceso que ha significado la construcción de la democracia costarricense. “Está más que claro que la democracia perfecta no existe, sino que la democracia está constantemente en construcción”.

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Estas reflexiones continúan unas que expuse en “Preguntas sin fin”, aquí el 14/8/2013,  respecto al libro de don Claudio Gutiérrez, Ensayos sobre un nuevo

El presupuesto de los partidos se invierte en la elaboración de materiales como afiches y mantas, así como el pago de viáticos para realizar

En 1985, la compañía bananera United Fruit Co. donó a la UCR un conjunto de edificios donde hoy se ubica el Recinto de Golfito.

Combate de Amazonas. Bajorrelieve. Sarcófago de Salónica, descubierto en la Necrópolis de Solos (Chipre) Siglo IV AC. Museo de Historia del Arte (Viena). (Foto:

Sergio Mena: “Solo hay un partido nuevo en este proceso electoral, Nueva Generación;  los demás son partidos que cambiaron el nombre, pero

Moralmente hablando es una burla a la sociedad en general. Miles de costarricenses le dan el voto a determinado candidato porque consideran que su

Historias de Palestina, Costa Rica, Arabia Saudita, Cuba o Dinamarca, atraerán este fin de semana a los espectadores costarricenses a las siete sedes donde

Conozco la librería El Erial desde mis años de adolescencia, cuando estaba en el Liceo de Costa Rica. Con frecuencia deambulábamos por el entonces
Semanario Universidad