Miguel Rojas: “Es una majadería negar el 29 de octubre como fecha de independencia”

El historiador Miguel Rojas pide fidelidad a la historia y que se asuma el 29 de octubre como la verdadera fecha de independencia. (Foto:

El historiador Miguel Rojas pide fidelidad a la historia y que se asuma el 29 de octubre como la verdadera fecha de independencia. (Foto: archivo)

El historiador y dramaturgo Miguel Rojas sostiene que negar el 29 de octubre como la fecha real de la independencia de Costa Rica de España es una majadería y que ese error histórico tiene que corregirse.

Por ese motivo, presentó un proyecto de ley, cuyo número es el 18.544, el cual fue respaldado por el diputado del Partido Acción Ciudadana (PAC), Claudio Monge, y podría ser discutido en la Asamblea Legislativa en fechas futuras, aunque el autor descarta que pueda conocerse este año.

En la esencia del planteamiento de Rojas, se reafirma el 29 de octubre, porque en esa fecha fue cuando en Cartago se acordó declarar la independencia con la debida representación. Posterior a este acuerdo las demás provincias ratificaron dicha independencia. Rojas cree que negar que el 29 de octubre sea la fecha real de independencia del país es “falsear la historia”.

 

“Es importante recuperar nuestra historia patria, en este capítulo sociopolítico, donde hubo total legitimidad el día 29 de octubre de 1821, pues estaban todos los representantes de los demás ayuntamientos de la Costa Rica de aquella época, y la decisión fue unánime”, dijo.

Para Rojas, el cambio de fecha es más que un acto simbólico y conlleva a honrar los hechos tal y como sucedieron entonces.

“Si vos celebrás una efeméride que no es la del país y la presentás como verdad histórica basada en fundamentos totalmente falsos, extemporáneos y extranjeros, eso va en contra de la identidad costarricense, su soberanía, su cultura y en detrimento de los primeros próceres independistas”, puntualizó.

El historiador recordó que el 15 de septiembre se dio la declaratoria de independencia de la ciudad de Guatemala de España, en la que ni siquiera participaron el resto de las provincias de la que había sido la capitanía general de Centroamérica.

“La convocatoria fue de Cabildo Extraordinario y Abierto para conocer únicamente el punto de la independencia, luego de haber efectuado acuses de recibo de documentos procedentes de Guatemala y Nicaragua, donde Costa Rica no tomó ningún partido. Todo lo contrario, se desmarcó y tuvo su proceso interno propio, autónomo, libre y en el dominio pleno de su control político y administrativo. En otras palabras, no tomó como suya, ni confirmó las fechas de la ciudad de Guatemala del 15 de septiembre ni la del 28 de septiembre y 11 de octubre de la provincia española de Nicaragua”, recordó.

DOCUMENTADO

El proyecto de ley, que cuenta con el respaldo de la municipalidad de Cartago y que fue presentado en el Congreso el 11 de mayo de 2012, ha generado ya su debate.

Uno de los que ha criticado de manera pública la propuesta de Rojas es el historiador y exdiputado Óscar Aguilar Bulgarelli, quien en un artículo en La Nación calificó como una “cartagada” la iniciativa.

En ese sentido, Rojas considera que en este punto Aguilar se contradice, puesto que en otras oportunidades ha reconocido la legitimidad del 29 de octubre como fecha de independencia del país. “Lo de Bulgarelli es una majadería y dice que por solidaridad debería de mantenerse el 15 de septiembre como fecha de celebración”, comentó.

Respecto a la otra postura de Bulgarelli, de que si de puritanismos se trata para definir el verdadero día de la independencia, debería declararse el 1 de noviembre y no el 29 de octubre, Rojas rechaza esta tesis, por cuanto los documentos históricos constatan que todo lo que vino después fue consecuencia de la determinación tomada el 29 de octubre de 1821.

“Bulgarelli cree que solo él sabe de historia y que solo él sabe escribir en este país y eso no es así, existimos muchos que también sabemos hacerlo. Olvida que como historiador debe consultar, revisar e interpretar, no querer ser el operador de los procesos”.

Otro de los que se distancian del 29 de octubre como fecha patria es el historiador Juan Rafael Quesada, quien en opinión de Rojas rehusó participar en un conversatorio sobre el tema y de esta manera rehuyó el debate.

El catedrático de la Universidad de Costa Rica (UCR) evocó, incluso, el decreto número 5303-E, publicado en La Gaceta número 201 del 23 de octubre de 1975, en el que el entonces Presidente de la República, Daniel Oduber Quirós, y su Ministra de Educación y Cultura, Carmen Naranjo, determinaron: “Declárase el día 29 de octubre de cada año como fecha destinada a la conmemoración de la firma y jura de nuestra Independencia Patria”.

Por tal motivo, Rojas pidió a la Defensoría de Los Habitantes que se pronunciara sobre este tema, incumplido por ambos ministerios desde hace 37 años.

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

El Consejo Centroamericano de Acreditación (CCA) otorgó el pasado viernes 26 de octubre la certificación a la Agencia Centroamericana de Acreditación de Programas de

La Escuela Ecuménica de Ciencias de la Religión, de la Universidad Nacional, acaba de publicar el libro Estado e Iglesia católica en Costa Rica

La alianza de la oligarquía con el capital transnacional y sus sirvientes, la alta burocracia  que goza de altos salarios y prebendas, montan una

La primera vez que vi a don Joaquín fue en la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de Costa Rica, a mediados de

Costa Rica ha venido realizando un interesante debate sobre la deuda política, respondiendo a una preocupación latente en los ciudadanos por determinar el valor

El Gobierno lanzó hoy un programa mediante el cual cubrirá parte de la garantía que solicitan las entidades financieras para otorgar un crédito, con

Tiene como Misión “ser la unidad académica especializada de la UTN en el diseño, establecimiento y la ejecución de políticas relacionadas con la optimización

Platón, un anciano filósofo, decía que el gobernante siempre debía ser un “sabio” anciano filósofo, con poderes absolutos, en un Estado ideal que controlara
Semanario Universidad