Moderno Teatro de Muñecos: Ministerio mantiene desalojo a grupo

La decisión ministerial está en firme: el Moderno Teatro de Muñecos (MTM) tendrá que desalojar las instalaciones que ha usado en el Museo Histórico

Autoridades niegan que se cierre un espacio cultural.

La decisión ministerial está en firme: el Moderno Teatro de Muñecos (MTM) tendrá que desalojar las instalaciones que ha usado en el Museo Histórico Calderón Guardia desde 1979.

Según la resolución N° DM-079-2009, del 18 de mayo de este año y firmada por María Elena Carballo, Ministra de Cultura, se dieron motivos por los cuales la agrupación debía abandonar el sitio.  Tras un recurso de reconsideración interpuesto ante su despacho, se logró la ampliación del plazo al 27 de octubre, aunque la decisión se mantiene.

Por otra parte, el MCJ ofreció al grupo usar temporalmente parte de las instalaciones del Teatro Popular Melico Salazar para resguardar sus bienes y presentar en el “foyer” los montajes.  Este rechazó la propuesta y varias agrupaciones están circulando una carta de apoyo para presionar al ministerio para revertir la medida.

CAUSAS Y SOLUCIONES

Según el MTM, desde el 2002 el director del museo, Luis Núñez, ha intentado desalojarlos y ha impedido darle mantenimiento al viejo inmueble que usa el MTM. “Por ejemplo, hace dos años el director del Museo clausuró los baños públicos, lo cual impide al MTM realizar funciones los fines de semana. En carta enviada a Núñez el 15 de abril recién pasado, se le solicitó la reapertura de esos baños con el compromiso de asumir parte de los gastos y de ocuparnos de su mantenimiento. Esta solicitud nunca fue contestada por el señor director”, afirma Rosalía Camacho, del MTM.

En pasado 23 de abril, Camacho, Vania Alvarado y Anselmo Navarro adujeron en una audiencia ante Edwin Luna Monge, asesor jurídico del Ministerio, que por el uso durante 30 años les ampara el derecho de continuar en la edificación, que no solo sirve para el MTM, sino para otros grupos y artistas.

Según la resolución de la Ministra Carballo, es necesario hacer reparaciones eléctricas, crear un sitio adecuado para las labores de mantenimiento y almacenamiento de implementos, garantizar la integridad del inmueble patrimonial y cumplir con los requisitos del Instituto Nacional de Seguros para el aseguramiento del museo.

Por su parte, Luis Núñez, director del museo, argumenta que “este traslado permite reubicar la biblioteca especializada Lic. Enrique Guier Saénz en el edificio patrimonial, sacándola del administrativo, con lo cual se hace más accesible este servicio para los usuarios y permite la futura ampliación del Departamento financiero contable, en aras del crecimiento natural del Museo, al que obligan las circunstancias administrativas actuales. También, al sacar del edificio patrimonial el área de mantenimiento, se podrá habilitar un servicio sanitario para personas con discapacidad, amplio y de fácil acceso para este público”.

Los integrantes del MTM aseguran que las razones dadas carecen de fundamento, y que la Ministra se ha negado a recibirlos para discutir esta situación. “El deseo de quienes integramos el MTM es llegar a un acuerdo de las partes con el Ministerio de Cultura para que finalmente se aclare la situación legal de la agrupación en relación con el espacio físico que ocupa y sobre el cual ha adquirido un derecho que debe ser justamente reconocido… El MTM merece una respuesta seria y responsable de parte de las autoridades de cultura, que proponga una solución verdadera y permanente.”

En una petitoria que circula en Internet se pide a la jerarca revocar la decisión, por cuanto “el espacio que ha ocupado el MTM es centro de múltiples actividades culturales desarrolladas no solo por esta agrupación, sino por muchas otras personas y grupos del medio artístico, por lo que el desalojo vendría a significar un acto de irrespeto y una pérdida significativa en el ámbito teatral”.
Pero Núñez, del Museo, aseguró que esta resolución “no implica el cierre de un espacio de creación artística, ya que los encargados del Moderno Teatro tendrán la plena libertad de ejercer su actividad en el lugar que consideren pertinente, tal y como lo hacen otras compañías teatrales independientes, sin que el Ministerio de Cultura o el Museo puedan ejercer acciones que entorpezcan esa labor. Tampoco es nuestro interés que la organización cese sus operaciones o interrumpa su importante proyección cultural, pero en este momento requerimos del inmueble para cuestiones propias de nuestra labor”.

HERENCIA O DERECHO

De acuerdo con Rosalía Camacho, en el pasado se conversó sobre la opción de algún convenio, pero nunca prosperó ni tampoco otras acciones de desalojo.  Con los anteriores ministros de cultura se logró mantener al grupo en el lugar.
Por el momento, dijo Camacho, el MTM no planea salir del inmueble. “Hemos agotado la vía administrativa, ahora tomaremos acciones legales a otro nivel”, explicó.

Sin embargo, la viceministra Laura Pacheco dijo a la revista digital REDCultura.com que “esto viene de hace 30 años donde con un pacto y palabras de caballero, como ellos dicen, les dijeron ‘Vengan acá’… Pero eso ya no se puede hacer. Tenemos que poner un convenio, poner reglas, porque si no es enriquecimiento ilícito o favorecer a un grupo y no a otro… Cada vez que nosotros hacemos algo, aunque no haya plata de por medio, se le pone precio a lo que el Estado está dando y se pide algo por ese precio, y debe quedar claro cuál es la participación del Estado en una iniciativa independiente.

“Nosotros no podemos forzar a una junta directiva ni a un director; ni tampoco imponer una agenda, sería totalmente autoritario de nuestra parte. Eso no significa que los grupos que están trabajando ahí hacen una labor importante… Ellos dicen que la Ministra pudo no haberlo firmado, pero ella está respetando a la junta directiva y a un director. Hemos planteado alternativas nuevas que a ellos les parecen paliativas y menores. Si ellos hubieran llegado al principio de la administración con una propuesta, las cosas podrían haber sido diferentes”.

Las reacciones han sido variadas.  En criterio de Alberto Cañas, exministro de Cultura, eso ocurre “sin dar otra razón que la que ahora se acostumbra en Costa Rica: que hay una ley que autoriza a pedir el desalojo. El Moderno Teatro de Muñecos es una nueva víctima del ‘aquidice’, que es la única razón que ciertas autoridades carentes de razones dan para explicar decisiones torpes, perjudiciales, o dañinas… pero legales. Es decir: la ley como un fin en sí mismo y no como un medio de alcanzar finalidades justas…Recordemos que el totalitarismo es muy legalista”, dijo en su columna Chisporroteos, que ha sido reproducida en sitios en Internet y publicada en el diario La República.

Pero, según la viceministra Pacheco, “lo que están proponiendo es que nosotros nos echemos un pulso con un director y una junta directiva que tiene unos planes específicos. No tenemos otro teatro donde llevarlos… Todo (la propuesta de traslado temporal al Melico Salazar) les parece paliativo, irrespetuoso y barniz, eso es sólo lo que hay por el momento. Pero entonces ellos lo están leyendo como un desahucio, como un desinterés a las artes escénicas, o al teatro infantil.  Ahí tienen el espacio en Proartes, creo que esto se podría haber solucionado antes y se hubiera formalizado una relación”.

El MTM prepara una agenda para presionar al gobierno.  El sábado 27 junio, de 9 a.m. a  2 p.m., presentarán una jornada artística con títeres, teatro, cuentos, música, magia, circo y malabares, talleres de títeres, caricatura, zancos y origami.  
La sede se ubica en el Museo Calderón Guardia, en Barrio Escalante, de la Iglesia Santa Teresita 100 m. este y 150 m. Norte.

 

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Las personas refugiadas son aquellas que debieron huir de su país por ser perseguidos por su raza, religión, nacionalidad, opinión política o por pertenecer

Como un honor inmerecido recibí la invitación del Frente para asistir al acto oficial del traspaso de poder. Este se llevó a cabo en

Las plantaciones de caña de azúcar en las cercanías del río Tempisque –en Guanacaste-, a lo largo de cada año hacen pasar ratos amargos

Una voracidad sin límites, un afán de hacer negocios hasta con el último recurso natural de la Tierra y el enorme desprecio por las

“Si mis lectores logran entender con esta novela que la guerra es deshumanizante, no importa el bando en el que se pelee, yo habré

Dado que casi todo responde al grado mediático fomentado por estudios de clientela y promociones de venta, es difícil evitar la propaganda de un

UNIVERSIDAD hizo un recorrido por algunas comunidades del Caribe para conversar con los finqueros, quienes sienten que están siendo “expulsados” por las plantaciones de

“Debatiremos sobre la distribución del presupuesto que permita el acceso de las personas más necesitadas a la Universidad y la erradicación de las formas
Semanario Universidad