Un Magón para la poeta

Julieta Dobles Izaguirre, Premio Nacional de Cultura Magón 2013, publicará en estos días su décimoquinto poemario: “Trampas al tiempo”, con la Editorial EUNED.“Canto en

C-2023-PremioMagon-principal

Julieta Dobles Izaguirre, Premio Nacional de Cultura Magón 2013, publicará en estos días su décimoquinto poemario: “Trampas al tiempo”, con la Editorial EUNED.

“Canto en vano para una resurrección” (fragmento)

Julieta Dobles

Cada instante termina para alguien / toda la eternidad, / mientras cantan los coros en la iglesia, / y cada niño nace, / y el pan crece en las rojas / mandíbulas del fuego.

Alguien se muere / con cada movimiento / de tu mano y mi mano, / y nosotros seguimos, / sin saberlo, / engendramos más hijos, / sin saberlo, / y pensamos vivir eternamente…

“Estoy muy agradecida por el reconocimiento, pues habrá más oportunidad de que la gente se acerque a mi obra poética”. Con estas palabras, de manera muy entusiasta, la escritora Julieta Dobles Izaguirre recibió el Premio Nacional de Cultura Magón 2013, que fue anunciado el lunes 20 de enero por la mañana.

Dobles Izaguirre (1945) se hizo acreedora del galardón por su escritura lírica, “que es un verdadero tesoro de belleza y sentido nacional”, según el acta del jurado integrado por el músico y compositor Benjamín Gutiérrez Sáenz, en representación del Ministerio de Cultura y Juventud (MCJ), el escritor y periodista Alberto Cañas, como representante de la Academia Costarricense de la Lengua, y Fernando Álvarez Bogantes, por parte del Consejo Nacional de Rectores.

Manuel Obregón, ministro de Cultura y Juventud, hizo el anuncio oficial y manifestó que “la poetisa hace años se merecía este premio; por lo tanto, apoyamos mucho esta decisión”. Resaltó, además, que el MCJ solamente aporta un miembro del jurado, por lo que el Ministerio no tiene injerencia en la escogencia ni de los candidatos ni de los ganadores.

El corpus poético de Julieta Dobles consta de 14 poemarios publicados y el decimoquinto que recién terminó: “Trampas al tiempo”, que pronto será impreso por la Editorial de la Universidad Estatal a Distancia (EUNED). Las temáticas que abordan sus escritos son muy variadas: la vida, el amor y el erotismo, la tierra como nación, la familia, los niños –sus nietos−, los viajes.

El acta del Magón 2013 añade sobre Dobles que “es una artista de la poesía, poseedora de una fuerte personalidad, cuya producción es inconfundible, no sólo por la profundidad de sus concepciones y pensamientos sino también por la sencillez de su lenguaje y su emocionado acercamiento a la realidad física y psicológica de nuestro país”.

Para el jurado, “ninguno de los mejores poetas de su generación se ha acercado con tanto amor a nuestra naturaleza, a nuestra realidad visible, a nuestro paisaje, ni a la verdad psicológica de nuestro país”.

Dobles estudió Filología y Lingüística en la Universidad de Costa Rica (UCR), de donde obtuvo también un profesorado en Ciencias Biológicas. Posee una maestría en Filología Hispánica, con especialidad en Literatura Hispanoamericana, por la Universidad del Estado de Nueva York, Estados Unidos. Junto a los poetas Jorge Debravo y Laureano Albán fue co-coordinadora del Taller Literario del Círculo de Poetas Costarricenses de 1967 a 1978. Asimismo, fue profesora de Literatura, Comunicación y Lenguaje en la Escuela de Estudios Generales de la UCR. Actualmente, es miembro de la Academia Costarricense de la Lengua y colabora con el taller de poesía del Grupo Literario Poiesis, dirigido por Ronald Bonilla. La EUNED acaba de publicar el primer tomo de tres de sus obras completas intitulado “Espejos de la memoria”.

RECUADRO

Julieta Dobles: “La poesía es catártica”

¿Por qué, para usted, la poesía es una catarsis?

−Para el poeta, escribir es un desahogo; si el lector se identifica con las temáticas y las emociones, con las vivencias que transmite el autor, también vive una catarsis. Cuando la gente lee un poema siente un eco de lo que ha sentido el poeta y, de alguna manera, se ve reflejado en el universo creado. Transformar el sufrimiento en belleza, por ejemplo, es una catarsis.

¿Cómo son sus inicios en la escritura poética?

−Cuando yo tenía 5 años, mi madre, Ángela Yzaguirre Moya, me declamaba con una voz como de campaña y yo me aprendía muchos de esos poemas. Ella me guió en el amor por la poesía, pues fue una poeta inédita debido a que las condiciones en aquella época para publicar eran sumamente difíciles. La mujer que hacía poesía se le consideraba una mujer fácil, promiscua, que ventilaba su vida personal; ella quería tener una familia. Pero mi madre se vengó y me crió a mí para que siguiera con este arte.

Antes de entrar al círculo de poetas costarricenses, no tenía ni idea de la técnica para escribir. Todos sabemos escribir, pero la poesía es un lenguaje especializado para acercarse a los sentimientos. Y una de las maneras de aprender es en un taller literario o con un escritor. Luego una va encontrando su propia voz, poco a poco.

¿Cómo es su proceso de escritura ahora?

−Desde el 2007 no escribía, por eso el libro que voy a publicar ahora con la EUNED es gruesito. En esos años estaba enredada con cosas de la vida. Ahora escribo un poema semanal en promedio. En parte me estimula que tengo que presentar mi unidad para participar en el taller de Poiesis. Es importante aceptar que hay que escuchar y aprender toda la vida. Los escritores tenemos que ser humildes y entender que no lo sabemos todo.

NOTA SECUNDARIA

El novio del Parque de Zarcero

C-2023-PremioMagon-Zarcero

Evangelista Blanco Brenes se hizo acreedor del Premio Nacional de Cultura Popular Tradicional 2013 por crear esculturas a partir de árboles de ciprés enraizados en el Parque de Zarcero.

BAJADA: Evangelista Blanco Brenes de Zarcero recibió el Premio Nacional de Cultura Popular Tradicional 2013.

Día a día, desde hace casi 50 años, la Municipalidad y, luego, la parroquia de Zarcero han contratado a Evangelista Blanco Brenes para dedicarse a la jardinería del parque central del cantón. Día a día, este peculiar escultor poda con paciencia las 100 figuras creadas a partir de árboles de ciprés ahí sembrados.

Con alambre que retuerce creativamente ramas y follajes, ha dado vida a arcos, un dinosaurio, un toro con su montador, un helicóptero y un avión, una yunta de bueyes, la carreta y el boyero; esta colección inusitada de personajes convive gracias al amor y el compromiso de don Evangelista.

El talento y la curiosidad por diseñar y crear objetos los trae de pequeño pues edificaba casitas de madera plywood, con todos los objetos y mobiliario por dentro; también construyó un aparato para ir a la Luna que se encendía.

Don Evangelista tiene 75 años, es hijo de Israel Blanco y Rosarina Brenes. No tiene esposa pero, con sentido del humor, dice que el parque es su novia. Riendo cuenta que una vez un guía turístico de Panamá le dijo al grupo que quien caminaba por debajo de los arcos contraía matrimonio. “¡Qué va −pensaba yo−, si supieran que yo he pasado la mayor parte de mi vida y no me he casado!”.

En su tarea le ayuda su hermano Benedo, que tiene 60 años, pero no le ha enseñado a alguien más su arte. “A nadie le gusta” —expresa—, para él hay que tener paciencia, dedicación y amor para realizarlo.

Los criterios del jurado que le otorgó el galardón resaltan su espíritu laborioso, cuyo resultado es un aporte icónico a la cultura popular local y nacional.

Dicho jurado estuvo integrado por Carlos Bermúdez, del Ministerio de Educación Pública, Alejandro Berrocal, de la Asociación de Grupos e Intérpretes de las Culturas Populares Costarricenses (AGICUP), Natalia Cedeño y Jaime Chacón, de la Dirección de Cultura del MCJ, y Alonso Rodríguez, de la Asociación Cultural Universitaria Costarricense (ACUC-CONARE).

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

El pez cebra ayuda a los científicos a entender mejor los procesos biológicos que estos organismos comparten con los seres humanos (foto Rafael León).Es

Además de analizar la crisis actual de la CCSS, el documental se remonta a los orígenes de la Institución y la importancia que ha

Cuando hoy día leemos una crítica musical, pueden pasar dos cosas con casi absoluta generalidad: que sea una crítica de un disco, o que

Hace pocos meses apareció sobre el escritorio del taller una carta datada de noviembre de 1972, la firmaba Gina Soto. Contaba en ella la

El entrenador del Club de Fútbol de la Universidad de Costa Rica, José Giacone, procura conformar un equipo más competitivo que se libere del

 El director del Centro de Informática de la Universidad de Costa Rica, Alonso Castro, confirmó que el sitio web del Semanario Universidad volvió a

Una vez más, los actores de otra campaña electoral recuerdan a los ciudadanos la obligación de ir a las urnas. Como en otras ocasiones,

Ante el sostenido ascenso del candidato José María Villalta en las encuestas, algunas de las más prominentes figuras políticas han recurrido al poco elegante
Semanario Universidad