Liga triunfó en el «sprint»

La carrera del Torneo de Apertura en su primera etapa, esa que se gana en la meta, fue para los rojinegros de la Liga

La carrera del Torneo de Apertura en su primera etapa, esa que se gana en la meta, fue para los rojinegros de la Liga Deportiva Alajuelense.

Erick Jiménez, con el balón, ha conseguido seis goles para Liga Deportiva Alajuelense en el Torneo Apertura; lo marca el herediano Leonardo González, titular los primeros siete partidos, luego, relevo

Seis victorias consecutivas, 18 puntos sumados, partidos a estadio lleno, defensa menos vencida del torneo, fiesta rojiamarilla; el Club Sport Herediano arrasaba en la competencia mientras que su escolta, el Alajuelense, arrastraba la derrota en el primer partido del campeonato contra San Carlos y solo acechaba.

Eran tres puntos la diferencia.

Luego jugaron entre ellos; se respetaron, se tuvieron miedo y en el Estadio Morera Soto empataron a cero goles; el equipo que entrena Carlos Watson, perdía sus dos primeros puntos en el campeonato. Señal de alerta para las huestes heredianas que no fue advertida. En el papel, fue bueno empatarle al tricampeón en su territorio.

Dos nuevas victorias parecieron darle la razón al técnico del Herediano; entraron a la recta final del torneo con la misma ventaja de tres unidades de la primera fecha. El asunto parecía resuelto.

Sin embargo, ya el Herediano mostraba algunas señales inquietantes; lesiones, castigos y decisiones técnicas, deshicieron poco a poco al equipo original. Carlos Watson empezó a modificar la formación titular, en parte por razones externas, pero también por decisiones propias.

Try Bennett, Austin Berry, Daniel Vallejos, Rodrigo Cordero y Giovanni Jara fueron sus inamovibles, pero el resto de la nómina varió; el cierre del Torneo de Apertura en su primera vuelta llegó también acompañado de dos factores externos inquietantes; se derrumbó un sector de la gradería de palcos por un vendaval y un acuerdo de gerencia permitió el uso de las instalaciones del estadio para un concierto de rock. Terminada la música, la cancha quedó convertida en una chanchera y hubo de ser inhabilitada, lo que obligó al equipo a pasarse temporalmente de casa.

Se vinieron dos derrotas imprevistas y seguidas; el Herediano cayó en Ciudad Quesada contra San Carlos, el mismo club victimario de la Liga y repitió el traspié, esta vez en el estadio Ricardo Saprissa, ante Guanacaste.

Los florenses dejaron seis puntos regados; la coyuntura la aprovechó el Alajuelense que, contrario a su máximo rival de campaña, tuvo un cierre fenomenal con cuatro victorias seguidas, después del empate a cero con el entonces líder. La combinación de resultados dictó sentencia; la Liga sobrepasó al Herediano por tres puntos y es nuevo puntero.

Quizá el carácter de Jorge Luis Pinto, menos romántico que Watson, ayudó al detalle; el colombiano alinea a los que ganan y sienta a los que pide la afición.

En las gradas del Morera Soto se corean todos los partidos los nombres de «Miso, Miso, Miso»; «Pablo, Pablo, Pablo» (Izaguirre), ídolos de los fanáticos, pero estos no son titulares.

El entrenador de Alajuela termina la primera vuelta del Apertura, con la misma alineación que lo empezó en diez de sus posiciones: González, Alexánder Castro, Marín, Chinchilla y Carlos Castro; Sandro Alfaro y Cristian Montero; Bryce y López y Eric Scott fueron inamovibles, salvo suspensión y lesión. El único puesto que se alternó fue el segundo atacante y ahí estuvieron Erick Jiménez, Miso, Rosella, Cubero y Alpízar.

En el momento en que Carlos Watson decidió hacerle variantes a la alineación de su equipo, Jorge Luis Pinto dispuso lo contrario; por ahí se vio la diferencia.

OTROS DOS GRANDES

Siempre se ha hablado de los cuatro grandes del fútbol nacional: Saprissa, Herediano, Alajuelense y Cartaginés; pues bien; en las últimas tres temporadas, el Santos de Guápiles, con todo mérito, hizo lo que tenía que hacer para desplazar de esa credencial al club de la Vieja Metrópoli.

En las últimas clasificaciones de los campeonatos, los guapileños superaron en puntos a los brumosos e incluso, en la última temporada, Santos se coronó subcampeón nacional.

El relevo parecía seguro pero…  este Apertura dicta otra cosa y reacomodó a los clubes como en los «viejos tiempos».

Cartaginés ha vuelto por la puerta grande y Santos hoy lo sigue seis puntos atrás; los brumosos se han jugado una linda competencia y es uno de los clubes que más ha aportado al espectáculo.

Su técnico argentino, Carlos De Toro, que lo salvó del descenso en la última campaña, logró armar un muy buen equipo donde se mezcla el aporte de tres futbolistas de la selección de Honduras, Cruz, Santamaría y Obando, la experiencia de Fernando Patterson, Allan Oviedo, José Pablo Fonseca y Kenneth Paniagua, la consolidación de Danny Fonseca, los goles del máximo artillero del campeonato, Claudio Ciccia (11) y el aporte de una camada de jóvenes de la cantera brumosa como Erick Quesada, Pablo Quirós, Sergio Martínez, José Villalobos, Julio Morales, Minor Espinoza  y otros que hacen del Cartaginés el segundo equipo más efectivo del torneo con 26 perforaciones, solo dos menos que la Liga.

El otro grande del fútbol nacional que estaba en el Apertura sin protagonismo, era el Saprissa; crisis interna grande; derrotas en la cancha, deudas; reacciones negativas de sus aficionados, mal trabajo del nuevo entrenador, el uruguayo Manuel Keosseian y un oscuro octavo lugar en competencia.

Por suerte para los morados, llegó la purificación.

Se dio una purga de futbolistas, cinco de ellos fueron separados del primer equipo: Medford, Campos, Lacey, Myers y Ledezma, y en lo externo se evitó el remate del estadio Ricardo Saprissa con un abono millonario al Banco Popular.

La barca se enderezó y prueba de eso fue que los morados amarraron cuatro triunfos en fila y la cosecha de 12 puntos los catapultó de ese oscuro octavo puesto, al cuarto.

Hoy Saprissa suma 20 puntos, uno menos que Cartaginés y está en la parte alta de la clasificación.

Al finalizar la primera vuelta del Torneo de Apertura, los » cuatro grandes», encabezan la lista; otros tres clubes, se apiñan en la mitad de la tabla con 15 puntos, 13 menos que el puntero. Muchos, ¿verdad?

¡VAYA TRIPLETA!

Al subcampeón nacional, Santos de Guápiles, no le debe hacer mucha gracia compartir del quinto al sétimo lugar de la tabla con el benjamín de la categoría, Guanacaste. Al lado de ellos está también, Santa Bárbara, todos con 15 puntos.

Las tres oncenas están diez puntos arriba del ocupante del último puesto, Osa, de manera que no hay peligro de descenso.

La posición de los guapileños era predecible; la partida de 15 futbolistas que fueron subcampeones, hizo mella finalmente en el club que dirige técnicamente Rónald «Macho» Mora.

Por más declaraciones que en su momento hizo el aguerrido entrenador, de que esas ausencias no se notarían, sí se han notado y Santos no ha sido protagonista en esta fase del torneo.

Si lo ha sido la A.D. Guanacasteca que después de un inicio incierto, cambió de entrenador y con la llegada del uruguayo Fernando Sosa la barca nicoyana se enderezó, al punto de que cierran el Apertura hincando al Herediano y quebrando algunos pronósticos, incluyendo el nuestro que condenaba a los pamperos al último lugar.

Que Santa Bárbara esté a mitad de tabla no es noticia, es su lugar común, igual que Carmelita, dos puntos más abajo.

San Carlos, Liberia y Pérez Zeledón cumplen una temporada negativa; los dos últimos clubes ya cambiaron de timonel, a ver qué pasa y Osa, el club en el que Juan Luis Hernández hace de todo, paga en el sótano las consecuencias del desamparo de su afición y la desidia brutal de su gente.

 

 

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Manipuladores, perversos, poderosos, destructores, son apenas algunos de los calificativos con los que se perciben los integrantes   de un grupo de ofensores sexuales sentenciados.

Los desafíos del nuevo Arzobispo de San José, Monseñor Hugo Barrantes, son examinados por un teólogo, un filósofo y un líder sindical. Monseñor Hugo

Lograr que sus profesionales se conviertan en gestores y participen activamente junto con las fuerzas vivas o grupos organizados de las comunidades costeras, en

La CNT espera reactivar los vínculos con los pueblos con la obra "Chejovianas", que se presentará en distintos puntos del país a partir del

Cuando en vísperas del ataque masivo que lanzaron los Estados Unidos y sus aliados de la coalición internacional en contra de Irak, en los

Los tsunamis se pueden definir como oscilaciones del agua del mar o del océano, generadas por grandes y abruptas perturbaciones del fondo marino (oceánico)

La carrera del Torneo de Apertura en su primera etapa, esa que se gana en la meta, fue para los rojinegros de la Liga

La construcción de la nueva  cárcel de Pococí de Limón pone en la encrucijada al presidente Abel Pacheco. El negocio con la libertad personal
Semanario Universidad