El fracaso de Bush

La guerra contra Irak cambiaría para siempre el derecho internacional y la función de los organismos multilaterales. En lo que constituyó el fracaso más

La guerra contra Irak cambiaría para siempre el derecho internacional y la función de los organismos multilaterales.

En lo que constituyó el fracaso más grande de la diplomacia occidental desde la Segunda Guerra Mundial, el presidente de los Estados Unidos de América, George W. Bush dio la orden el miércoles 19 de marzo de atacar Irak.

La presión interna, la protesta generalizada de la opinión pública mundial, las reticencias de algunos países para alcanzar un acuerdo rápido en el seno del Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas ONU) y la ansiedad de un cuarto de millón de tropas desplazadas a la región del Golfo Pérsico, fueron los elementos que precipitaron la crónica de una guerra anunciada.

No obstante la anuencia de China, Rusia, Francia y Alemania para aprobar una resolución que permitiera el uso de la fuerza en un plazo de un mes, Bush no quiso esperar y se  lanzó en una cruzada que sólo él y sus aliados británicos y españoles parecen entender,  pese al clamor mundial en contra de un conflicto que, a todas luces, parece innecesario.

El politólogo Rodrigo Madrigal Montealegre, catedrático de Ciencias Políticas de la Universidad de Costa Rica, y el especialista en Derecho Internacional, doctor Hugo Soto Córdoba, hacen un análisis de cuál es el panorama mundial y las consecuencias de la guerra en Medio Oriente.

BUSH MÁS SOLO QUE NUNCA

Según Madrigal Montealegre, los instrumentos del derecho internacional y los organismos multilaterales como la ONU han quedado muy maltratados, luego del pronunciamiento de la administración estadounidense.

«Desde el Tratado de Westfalia de 1648, se proclama la prohibición de que un Estado se inmiscuya en los asuntos internos de otro.  No obstante, este bagaje jurídico del derecho internacional parece importarle muy poco a la Casa Blanca, que ha demostrado su desprecio hacia los instrumentos multilaterales con hechos como su negativa a ratificar el protocolo ambiental de Kyoto y el Tribunal Penal Internacional».

Ésta no es, sin embargo, la primera vez que el gobierno de Estados Unidos le pasa por encima a la ONU a la hora de emprender una acción militar: algo similar ocurrió con su intervención en Kosovo.

La diferencia es que el tono de los norteamericanos se ha radicalizado.  Por ejemplo, su insistencia en la guerra en contra de Irak le ha quebrado el espinazo a la Organización del Tratado Atlántico Norte (OTAN), ya que Washington ha querido utilizar esta instancia como un instrumento ofensivo, olvidando adrede que, desde su creación, se planteó como un acuerdo netamente defensivo.

El politólogo destacó que el principal motivo que ha llevado a Estados Unidos a la guerra en el Golfo Pérsico es el petróleo. «Las compañías petroleras tienen un peso muy importante dentro de la administración Bush.  La conquista de Irak le asegura a los norteamericanos la explotación del oro negro iraquí y, además, termina el movimiento de tenazas iniciado con la guerra en Afganistán, con el cual se pretende acceder a los ricos yacimientos de crudo aún no explorados que existen en el mar Caspio».

Otra de las justificaciones que no son explícitas, es que Bush pretende con el conflicto reactivar la alicaída economía estadounidense, gracias a que el esfuerzo bélico incrementará la producción de la industria armamentista, aeronáutica y siderúrgica.

Madrigal descartó que Irak sea una amenaza para sus vecinos o para otros países y recordó que, en los últimos doce años, se ha mantenido al margen de todo conflicto.

En el caso de Irak, los inspectores han dado fe de que no  encontraron armamento de destrucción masiva en el país.

El politólogo subrayó que, toda guerra, tiene consecuencias imprevisibles, por lo que no se puede descartar una extensión geográfica o una prolongación temporal del conflicto.

«El Medio Oriente es una trampa para una superpotencia como Estados Unidos.  Es lamentable que un pueblo tan noble y tan generoso como el norteamericano se vea inducido por su presidente a un acto absurdo e indeseable en contra de la voluntad de toda la humanidad».

UNA GUERRA PREVENTIVA

Por su parte, el especialista en derecho internacional, doctor Hugo Soto Córdoba, profesor por 30 años en la Facultad de Derecho de la Universidad de Costa Rica, comentó que la decisión unilateral de Estados Unidos de ir a la guerra deja en malas condiciones las instituciones jurídicas internacionales.

Sin embargo, esto no es algo nuevo, ya que Washington ha emprendido este tipo de ofensivas antes sin aprobación de la ONU.

Acerca de la vigencia de las resoluciones del Consejo de Seguridad que, según la Casa Blanca, le dan derecho a invadir a Irak, el abogado aseveró que nunca un país va a ir a la guerra diciendo que ésta es ilegal.  De este modo, lo que ha hecho Estados Unidos es hacer interpretaciones dentro de las que se acomoda su postura.

Sin embargo, esta instancia (el Consejo) podría entrar en crisis y quedar debilitada.  Lo que seguramente salvará a la ONU es que, no importa que suceda, siempre tendrá papeles asignados; en este caso, el de la pacificación luego del conflicto armado.

«El uso de la fuerza, cuando se aplica unilateralmente, tiene que estar justificado por una necesidad, a la cual se le denomina ‘legítima defensa’.  Desde los atentados del 11 de septiembre en Nueva York y Washington, han empezado a aparecer interpretaciones muy curiosas sobre este concepto».

Estados Unidos afirma y defiende que, ante la amenaza terrorista, requiere, en «legítima defensa», hacer ataques preventivos a miles de kilómetros de su territorio.

Este argumento, que ahora le sirve a Estados Unidos como mayor potencia global, puede ser utilizado por otros países para justificar cualquier intervención de mediana escala.

Por esta razón, la Casa Blanca ha hecho tanto hincapié en que Saddam Husein es un dictador sanguinario, que gobierna con sus hijos y que ha cometido violaciones a los derechos humanos inimaginables.

El especialista explicó que, sobre los motivos del presidente Bush para emprender esta guerra, pueden cohabitar varias razones al mismo tiempo.

«Cuando se polariza uno solo de los argumentos, es porque en el fondo se quiere una tesis.  No tiene nada de extraño que se pretenda un orden internacional diferente, una sociedad iraquí democrática, un Medio Oriente más estable, una industria bélica más rentable, etcétera.  Todos las razones son posibles».


PUNTOS CLAVE

Tom Dashell, líder demócrata del Congreso, calificó de fracaso del gobierno Bush la vía a la guerra.  Si las cosas no salen como el presidente espera, es posible que su mandato termine antes de lo previsto.

Tres ministros del gabinete de Tony Blair renunciaron a sus cargos y el partido laborista se dividió en dos a la hora de votar si el Reino Unido debe intervenir en el conflicto.

La oposición española le pidió la renuncia al gobierno del presidente José María Aznar, quien ha apoyado fuertemente las tesis de la Casa Blanca.

El costo de la guerra será de, aproximadamente, $1.000 millones.

El costo de la reconstrucción de Irak será de $ 30.000 millones.  Al haberse quedado solo, Estados Unidos se verá forzado a asumir estos gastos, lo cual generará gran presión sobre el contribuyente.

Estados Unidos tiene 250.000 soldados en el Golfo Pérsico, Gran Bretaña 50.000 y Australia 2.000.

El Vaticano condenó abiertamente la postura de la Casa Blanca.

Manifestaciones en todo el mundo expresaron el rechazo de la opinión pública internacional a una acción armada en el Golfo Pérsico.


[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Propiciar una cultura de cero tolerancia al hostigamiento sexual, es el gran objetivo de la campaña que se realizará durante todo un año en

La profesión de periodista enfrenta una dura situación en el actual mercado laboral, en donde el exceso de profesionales y las escasez de trabajo

El debate internacional que sitúa la atención del mundo entero en la posibilidad de autorizar el uso de la fuerza contra Irak, por parte

Lo único cierto en el actual campeonato nacional de Segunda  División es que los ocho protagonistas velan armas en procura de un boleto hacia

Un taller para infantes mayores de 7 años, pretende despertarles el amor por lectura Aunque la asistencia regular es un problema, a las sesiones

La mujer se resiste a usar los medios por los que se previene el cáncer de cérvix, lo cual se evidencia en las estadísticas

Bajo el candente sol que baña la provincia de Guanacaste, donde el agua es un preciado tesoro, dos complejos turísticos enfrentan choques con las

El cine de Turquía, como el de Irán, Egipto y la India, es ajeno a las pantallas nacionales, pese a la admiración que despierta
Semanario Universidad