Consejo Nacional de Concesiones niega daños en mantos acuíferos

El informe, solicitado por el Consejo Nacional de Concesiones, ante las observaciones efectuadas por la empresa supervisora IMNSA,  fue realizado por el geólogo Rafael

El Consejo Nacional de Concesiones recibió el resultado del estudio ambiental realizado por SENARA (Servicio Nacional de Aguas Subterráneas, Riego y Avenamiento) a raíz de la construcción de la carretera San José – Caldera.

El informe, solicitado por el Consejo Nacional de Concesiones, ante las observaciones efectuadas por la empresa supervisora IMNSA,  fue realizado por el geólogo Rafael G. Matamoros, así como el Ing. Carlos Romero F, de la Dirección de Investigación y Gestión Hídrica y presentado ante la MSc. Sonia Espinoza, en representación de la Comisión Plenaria de SETENA. 

El oficio de SENARA señala que la  afectación de la rasante de la carretera topa con la superficie, o sea  la mollera  del manto acuífero. Esto es distinto de la afectación del manto que inicialmente y sin sustento técnico habían relatado algunos personeros de SETENA.
Según el estudio de SENARA, solicitado por el CNC,  se detectó lo siguiente: 
1. En el sector del trecho cercano al puente sobre el río Segundo, se observó afectación en el techo del acuífero Barva producto de la excavación para el posicionamiento de la rasante de la carretera.
2. Respecto de la afectación producida en el techo del acuífero Barva se recomienda lo siguiente:
i. Drenar el nivel de agua subterránea por debajo de la rasante por medio de algún tipo de obra ingenieril que no represente posibilidades de contaminación para el acuífero.
ii. Impermeabilizar el área descubierta del techo del acuífero utilizando un material que impida el paso de contaminantes hasta el nivel del agua subterránea.
iii.Establecer regulaciones de uso del suelo en una franja ambos lados de la carretera para prevenir actividades que puedan contaminar el acuífero.
Ante estas recomendaciones el Consejo Nacional de Concesiones giró instrucciones precisas al concesionario del proyecto San José-Caldera, para que acate estas obligaciones, al tiempo que la administración se encarga de vigilar que se cumpla con las labores de mitigación.
“Según el informe, este manto funciona por expulsión alimentando la cuenca del río Segundo y no por impulsión, es decir que no se recarga con aguas de la cuenca. De esta forma el riesgo de contaminación del manto es  mínimo o no existe”, informó el viceministro de concesiones Guillermo Matamoros.
El Consejo Nacional de Concesiones trabajó en conjunto con las autoridades de SETENA para establecer las medidas de mitigación que actualmente se están implementando.
Adicionalmente a  este análisis del SENARA el CNC recibió un informe del consorcio Autopistas del Sol emitido como respuesta a las observaciones que el CNC le hiciera al consorcio para que rindiera cuentas sobre los informes que inicialmente los ingenieros de SETENA habían emitido.
La empresa concesionaria, a través de  la Dra Sandra Arredondo, especialista en hidrología informó lo siguiente:
– Los brotes de agua en el río Segundo provienen de acuitardos, es decir de bolsas suspendidas de agua que no son del manto acuífero, y no tienen un valor explotable económicamente.
– Agrega que “consecuentemente no hay afectación de verdaderos mantos acuíferos”.
– Manifiesta la necesidad de reconducir la descarga de esas aguas hacia la cuenca del río Segundo mediante la construcción de drenajes que cumplen dos funciones, una de ellas depositar el agua en el río y la proteger la calidad de la carretera.
Arredondo confirma que si bien hubo un efecto en el techo del manto acuífero de Barva, mediante la labor de obras de impermeabilización se elimina el riesgo de afectación del manto como tal.
Ante esto el CNC exigió al concesionario iniciar las obras de mitigación correspondientes. Estas actualmente ya se están realizando. 
El CNC recibió informe de la supervisora en torno  al probable daño ambiental por material que se colocó en las cuencas de los ríos. En este tema se está  a la espera de la resolución final de SETENA, para establecer si hubo daño o no.
Si se determina daño el CNC iniciará con el proceso  para las sanciones correspondientes.

 

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Con una estrecha diferencia de 5,53% sobre su contrincante, el vicerrector ejecutivo de la Universidad Estatal a Distancia (UNED), Luis Guillermo Carpio Malavassi, ganó

En el marco de la apertura comercial que impuso el Tratado de Libre Comercio (TLC) con Estados Unidos, el ordenamiento del espectro radioeléctrico debe

Este mejoramiento permite, en proceso, cerrar las brechas entre la educación pública y privada, tan urgente en pleno siglo XX1.En este sentido, nuestro partido

Tras las denuncias publicadas por UNIVERSIDAD la semana pasada, el Consejo Nacional de Concesiones (CNC) negó que el acuífero Barva haya sido dañado por

Desde la gestión de Guido Sáenz, la Compañía Nacional de Teatro ha dado tumbos de un lado a otro, con largos periodos sin director

En primer lugar, impulsaron una serie de reformas al Reglamento de Evaluación que, lejos de disminuir la expulsión estudiantil, la está acrecentando en beneficio

Supongo que la gerencia de este pais, crónicamente mal entendida, se defiende. Pero canalizar no es "coartar“. Como siempre el diablo (y lo instructivo)

La Gran Huelga Bananera de 1934 es recordada como un movimiento que catalizó no solo las iniciativas reivindicadoras de los derechos laborales en la
Semanario Universidad