El estudiante universitario del siglo XXI

El estudiante de ayer y hoy debe tener las mismas características básicas: motivación, disciplina, paciencia y aceptar las equivocaciones consustanciales a cualquier proceso de

El estudiante de ayer y hoy debe tener las mismas características básicas: motivación, disciplina, paciencia y aceptar las equivocaciones consustanciales a cualquier proceso de aprendizaje.

Desgraciadamente, los sistemas formales de educación han cometido infinidad de errores. De ellos, cito únicamente cuatro: “1. No han preparado ni preparan al estudiante  para  aprender. 2. No han promovido aprendizajes dirigidos “explotar” las infinitas posibilidades del estudiante como ser humano, tomando en cuenta las inteligencias: intelectual, emocional y espiritual. Y las infinitas posibilidades de ambos hemisferios cerebrales. 3. No hacen una adecuada y justa evaluación que se hace para corregir errores cometidos. .4. Educan solamente en función de los grupos políticos, religiosos o del Mercado”.

Sin embargo, por mejor preparado que esté, los grupos de poder han perpetuado un sistema educativo que les asegura sus intereses y tranquilidad. Engañando de diferentes formas al estudiante mediante la educación, en primer lugar, y al pueblo, en segundo.

El estudiante, aunque posea las características señaladas al principio, estudiará en un sistema que le niega el éxito académico; veamos algunos impedimentos:

Sistema educativo basado en una estructura y funciones de enseñanza y mala.

La mayoría de los docentes no saben didáctica universitaria.

La mayoría de los directores de carrera o Escuela, al no saber de didáctica, no evalúan correctamenmte al resto de los docentes. Y menos los planes de estudio.

En otros términos, entra perdiendo.

Lo más injusto es que en pleno siglo XXI, con la cantidad de organismos que previenen y vigilan el respeto a los derechos humanos, los estudiantes son evaluados por personas-docentes que no saben ni de evaluación ni de aprendizaje. Y el colmo es que aun hay docentes que lanzan el grito  al cielo, quejándose de que los estudiantes no estudian, no son responsables y mil epítetos más  parecidos. Tan ciegos, que no se dan cuenta que la génesis del problema está en el mismo Modelo de Enseñanza-Aprendizaje y Evaluación, avalado, sostenido y supervisado por los entes superiores: CONARE y CONESUP.

Lo justo, racional y necesario es que todo el sistema universitario entre en un proceso radical de cambio.

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Costa Rica logró desde la mitad del siglo XX un importante crecimiento económico, modernización, la creación de oportunidades y el ascenso social que permitió más ...

El 28 de diciembre recién pasado albergó una vertiente de luz y otra de oscuridad. Por un lado, se mostró que la Virgen de

Ante los días tan convulsos que ha atravesado el país recientemente, muchos, incluso medios internacionales, se han dado a la tarea de señalar una crisis ...

Ottón Solís, fundador y excandidato presidencial del opositor Partido Acción Ciudadana (PAC), se mantiene firme en su apoyo al plan fiscal que busca aprobar

Charles Springer, director de la Oficina Antidrogas Estadounidense (DEA, por sus siglas en inglés) en Costa Rica, calificó de “ridícula y sin fundamento” la

La Secretaría Técnica Nacional Ambiental (SETENA) analiza la solicitud de la empresa Metales Procesado MRW S.A para que le otorgue una viabilidad ambiental a

La Unión Centroamericana de Fútbol (UNCAF) seleccionó a Costa Rica como sede de la próxima Copa Centroamericana 2013, según confirmó hoy el presidente

La Escuela de Arquitectura de la Universidad de Costa Rica (UCR) hizo el lanzamiento oficial el pasado 7 de diciembre de la primera edición
Semanario Universidad