El «milagroso» Plan Nacional de Inglés

La nota consigna que «Según INEC, hay 358.000 que hablan inglés, 18.000 más que en el 2007» (sic).  Esa información se obtiene de la

El 7 de febrero último el periódico La Nación publicó la nota «Empresas afirman tener menos dificultad para contratar bilingües».  Lo informado –pero lo relevante– merece ser revisado.

La nota consigna que «Según INEC, hay 358.000 que hablan inglés, 18.000 más que en el 2007» (sic).  Esa información se obtiene de la «Encuesta de Hogares» conducida por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC), específicamente de «b. Características sociodemográficas. Idioma». El cuestionario, bajo «Idioma», indica «Para personas de 10 años o más» y, posteriormente, la pregunta «¿(Nombre) habla fluidamente alguno de los siguientes idiomas…Inglés? Francés? Alemán? Portugués? Otro… (sic).

Empero, ¿qué significa «hablar con fluidez» –y no «fluidamente»–una lengua?
Esperamos que la respuesta no sea «enmarcada» en los subjetivos y comerciales «niveles» descritos en el Common European Framework of Reference (CEFR), que lo único que hacen es garantizar el negocio de los mismos proveedores –públicos y privados, formales e informales– de cursos de capacitación en esa lengua que, en al menos las dos últimas décadas, no han demostrado resultados positivos y proporcionales con el dinero gastado por los costarricenses. 

Si esto no fuera así, ¿para que tanta alharaca y uso de fondos públicos en planes de inglés infundados que perpetúan la misma tontería a la que el país ha estado sometido en todo ese tiempo, solo que ahora, una vez más, masificada y avalada por «políticos y empleados públicos, normalmente desinformados sobre la lengua y, aún más, sobre su aprendizaje, enseñanza y evaluación, …desafortunadamente entusiastas en usar el CEFR para definir estándares» (Alderson, «The CEFR and the Need for More Research»).

Y lo anterior lo señaló el Dr. Alderson, de Lankaster University, ¡apenas en 2007! y para los países europeos. ¿De dónde, entonces, habrán sacado las «lumbreras» criollas que están en lo «correcto»?

De regreso a la nota, surgen algunas preguntas básicas: (1) ¿Cuántas personas, de las «358.000 que hablan inglés», se encuentran entre los 10 y los 18 años de edad, grupo que por distintas razones las empresas no estarían interesadas en contratar? ¿O sí?; (2) De los encuestados, ¿qué porcentaje son, por ejemplo, estadounidenses, canadienses, ingleses, residentes en Costa Rica?, (3) Aprendieron los ticos el inglés que «hablan con fluidez», ¿en el sistema educativo público o en el privado «bilingüe»? ¿En Costa Rica o en el extranjero?

Al no contarse con una definición de qué es «hablar con fluidez», alguno de los encuestados podría, por ejemplo, haber pensado que ya «habla» inglés solo porque «pasó» el Test of English for International Communication (Toeic) que, en el mundo académico, según Cunningham, Chapman, Childs y la extensa lista de autores serios, no posee la validez que promocionan.
Promoción que sucedió, sin embargo, una vez más, en la última conferencia nacional (de adoctrinamiento) de profesores de inglés.

Y las respuestas a las preguntas básicas son imprescindibles. En la nota del 07/02/09 citan a la actual directora de CINDE, Gabriela Llobet, señalando que «la mejoría en la cantidad y la calidad de quienes hablan inglés se debe a los primeros frutos de iniciativas como el Plan Costa Rica Multilingüe (lanzado en 2007)…» (sic).

Hasta tanto no se respondan, al menos, las preguntas básicas, no se puede indicar que la «cantidad y la calidad de quienes hablan inglés» se debe –tan siquiera en parte– al infundado Programa Costa Rica Multilingüe (PCM) cuyo ¿alias? es «Plan Nacional de Inglés» (PNI), versión 2008, del igualmente infundado Plan Nacional de Capacitación en Inglés Técnico (PLANACIT) en el que, casualmente, CINDE –cuyas credenciales en la enseñanza y el aprendizaje de lenguas no son conocidas– participó en 2001. Como habría dicho el pintor griego Apeles (según Plinio el Viejo) «Ne supra crepidam sutor judicaret»; es decir, «zapatero, a tus zapatos»…

Tampoco podría atribuirse ese «logro» al PNI estableciendo una «mejoría» con base en un dato estadístico que por sí mismo es altamente sesgado, comparando cantidades de personas que «hablan» inglés entre 2007 y 2008″ y «validando» tal comparación al indicarse que el infundado PCM fue «lanzado en 2007». El Gobierno «lanzó» ese programa el 28/03/08 (La Gaceta) y, en el mismo diario oficial del 30/05/08, fue publicado el decreto que «creó» el «Ente Rector» del PNI, del cual CINDE es parte.

¿Es así como continuarán con la divulgación de los «logros» del PNI, por ejemplo, sin argumentos fundados, con estadísticas reportadas por quienes son juez y parte del proceso y «validadas» por terceros cuya única evidencia es su propio dicho?

¡»Milagroso» el PNI!

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Claro, para quienes durante muchos años han usufructuado del poder político, este momento histórico los asusta y desespera. Decía un pensador  latinoamericano que durante

Cuando este gobierno anunció su programa “Paz con la Naturaleza”, muchos de los que trabajamos en el campo de la conservación y manejo de

En Costa Rica, el doctor del Saprissa, Willy Gálvez, dijo a UNIVERSIDAD, que el Instituto de Efectos de la Salud de la Organización Mundial

La generalización hecha por esos autores denota por supuesto falta de información y muy mala memoria. No me extraña, proviniendo principalmente de un grupo

Estos ocho compañeros están fuera bajo el pobre pretexto de no aprobar la prueba psicológica que aplica esta oficina a todos y todas las

El triunfo de un partido de izquierda genuina, por primera vez en la historia, en una elección presidencial, es una prueba para el proceso

La presentación será a las 5:00 p.m. en el Centro para las Artes de la Universidad Nacional (UNA) en el marco del Festival Arte

Entre ellos, el aseguramiento de la calidad, la internacionalización, la incorporación de las tecnologías de la información y la comunicación (TICS), y hallazgos de
Semanario Universidad