La ausencia de una respuesta

Cuando entablamos una conversación con una condición de la vida,  ya sea con otra persona, o con el derecho que tenemos a ciertas garantías

Cuando entablamos una conversación con una condición de la vida,  ya sea con otra persona, o con el derecho que tenemos a ciertas garantías ciudadanas o con nosotros mismos, siempre esperamos algo interactivo como resultado.

Mas a medida que la libertad social, personal, interpersonal y aun religiosa está comprometida y mediatizada, dicha conversación palidece como una candela prendida en un vendaval. Muy desafortunadamente lo que hoy en día se está llamando democracia, es esa mediatización.

Utilizando innumerables engaños como son el crédito para todos, así como la libertad de expresión siempre y cuando no se publique en un periódico del establecimiento, así como impuestos para obviar el cobrarles a los morosos del fisco, la democracia actual le falta la revolución francesa y sus ideales.

Le faltan los padres de la independencia de América Latina y aun los de la independencia de Norteamérica. Son democracias fraccionadas. ¡Son las democracias del espíritu empresarial! A los hijos de ese paradigma y de ese modelo les hace falta lo que nos heredaron los próceres de la patria incluyendo al Dr. Calderón Guardia y a don José Figueres Ferrer.

Decía uno de estos distinguidos padres de la patria moderna, don Ricardo Jiménez Oreamuno, que si todo el pueblo de Costa Rica votaba por el Partido Comunista en las elecciones presidenciales, él sería el primero en defender esa elección y esa futura presidencia. Parece que eso es ya historia, pues ahora sabemos que las casas presidenciales hacen lo que la embajada de los Estados Unidos les pide. Gracias al valiente WikiLeaks, sabemos una parte sustancial del asunto del TLC y las corrientes manipulativas que corrían para engordar los bolsos de propietarios, inversionistas, accionistas nacionales y empresarios norteamericanos. Solo falta comprobar el que sofisticados sistemas de manipulación, ya sean de computación o de índole psicológicos, hayan sido utilizados para ganar la votación del TLC también. ¡Vaya escándalo que sería eso!

La ausencia de una respuesta como hecho necesario de la vida psicológica, ocurre cuando hay manipulación que se encubre. Hablamos a oídos sordos que siguen haciendo lo que hacen, como si no existiésemos. Más conversación hemos de tener con la pared. ¡Y más respuestas también! Eso implica que la persona psicológica está siendo desconfirmada y desvirtuada. Por ende, en muchos sentidos está siendo esquizofrenizada nuestra población, pues su existencia es considerada, implícitamente, como una nada y su persona como  un don nadie. Excesos de ese tipo de descomunicación patológica, parece que producen problemas mentales en el ser humano.

Por muchas razones debemos cada vez ser más y más celosos de nuestra democracia y cuidarla con gran ahínco. Parece que no hemos sido libres durante ya algún tiempo. Parece que los Estados Unidos nos intentan gobernar tanto  directa como indirectamente, en muchos aspectos. Razón de más de cuestionarnos quiénes y cómo son aquellos que están de acuerdo con ese gobierno también paralelo y qué beneficios usufructúan de ello. Es obvio que el TLC tiene como beneficiarios a los inversionistas y empresarios costarricenses de alto capital, además de los extranjeros. De nuevo pregunto, si es  verdad que la constitucionalidad de nuestra patria ha sido quebrantada.  Si todo esto resulta en un montón de nada, pues entonces seguirá el problema de la ausencia de una respuesta y de una comunicación manipulativa, repleta de aspectos destructivos.

La libertad sí existe, pero me temo que altamente mediatizada. Desde mediatizadores como la miseria hasta mediatizadores como la ausencia de una buena educación superior. Si el motivo de ganancia de una miniempresa universitaria es quién conversa con su futuro estudiantado, tendrán que mediatizarlo con las palabras sordas y mudas de anuncios de tipo póster en las carreteras y periódicos. Conversaciones previamente difuntas en su intento fallido de sustituir un ideal educativo por una ganancia  económica, a través de una soez propaganda comercial. ¡Dan vergüenza esas cosas! Vender la educación superior, pues.

¿Hablando de vergüenzas, en qué habrá parado el desastre de Watson? El mismo viejo con esa incapacidad de ser diplomático, sí declaró que la genética no había aún resultado en ninguna medicina conocida para el ser humano. ¡Oh Watson! ¡Cómo se le ocurre decir algo así!

¡En fin, la ciencia avanza por caminos  misteriosos también!

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Este desastre une, de forma dramática, dos fenómenos: la vulnerabilidad de Japón ante los terremotos y el riesgo representado por la energía nuclear. El

Tras el envío al Plenario del proyecto de ley para regular la fecundación in vitro impulsado por el Poder Ejecutivo, la diputada del Partido

La Sede del Pacífico de la Universidad de Costa Rica (UCR), en Puntarenas, vivió el pasado 30 de marzo una doble celebración: la lección

Un quipu elaborado en Costa Rica a finales del siglo XIX y hallado en los archivos del Instituto Smithsoniano podría ser la clave para

En los organismos vivientes, materia-antimateria tendría que ver con su origen, evolución y muerte, por la  tensión entre ellas. Pensaríamos que hay leyes generales

La inflación durante los tres primeros meses del año alcanzó el 1.37%, según reveló hoy el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC).Para el

Los expertos de la misión RAMSAR ingresarán a Isla Calero a pesar de la lluvia que persiste este martes en el Caribe Norte, según

Decía aquel estadista angloirlandés Edmund Burke (1729-1797) que para que la maldad florezca, sólo hace falta que la gente buena no haga nada.Costa Rica
Semanario Universidad