La bestialidad del sionismo

Más a la derecha de la foto uno de los militares, posiblemente el jefe, parece decirle algo al niño: ¿lo amenaza, se mofa, lo

Hace más de un mes vi la imagen en la red y desde entonces no puedo alejarla de mi mente: un niño palestino es conducido a la fuerza por cuatro militares israelíes; el del centro lo trae levantado en vilo, prácticamente; el de la derecha le ayuda en esa acción. El niño debe tener unos 10 años, la edad de uno de mis nietos. Su rostro es de terror, parece gritar o llorar pidiendo clemencia. ¡Busca ayuda, nos lanza un enorme y desesperado SOS! Sus jeans están mojados de la portañuela hacia abajo, sobre todo del lado de la pierna izquierda.

Más a la derecha de la foto uno de los militares, posiblemente el jefe, parece decirle algo al niño: ¿lo amenaza, se mofa, lo interroga? Atrás hay otro militar, es negro, probablemente de origen africano/musulmán. Puedo suponer que los padres de este niño han sido también capturados, o lo peor, pero común en Gaza, asesinados cruelmente. ¿Hacia dónde lo llevan? No lo sé, deben haberlo “encontrado” en las afueras de la ciudad y ahora permanece en una de las múltiples prisiones para palestinos y musulmanes (si no es que, Oh Dios, lo han asesinado también). Porque Gaza, ya lo sabemos, es un enorme campo de concentración.

La pregunta es: ¿hasta dónde llegarán esas bestias nazi/sionistas toleradas por las grandes potencias? ¿Hasta dónde les permitirá esta humanidad deshumanizada llegar?

Las disquisiciones metafísicas y los lugares comunes histórico/políticos acá no tienen cabida. Allá se está cometiendo un genocidio sin parangón a vista y paciencia de todos. Que nadie venga con predicaciones tipo “pueblo elegido de Dios” o de “legítima defensa”. El ejército israelí se convierte en la maquinaria bélica más asesina del siglo XXI (junto al ejército y los aparatos de seguridad de USA). ¡Y quienes berrean por los derechos humanos ¿donde están?!

Sí, escribo este pequeño artículo para exorcizar una imagen que me ha penetrado hasta los tuétanos y no me deja en paz. Al menos espero sacarla de mi mente con estas palabras de condena al sionismo del Estado de Israel y sus tentáculos internacionales, incluida la gran prensa, es decir, el lobby militar/empresarial y la industria cultural globalizante y globalizada. Y algunos diputadillos estupidizantes de este pequeño enclave. ¡Oh Alá!

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Una característica  presente en toda institución pública es la aparición de gran cantidad  feudos, dominados  por un señor o señora feudal.En mi opinión, esto

La Contraloría General de la República (CGR) publicó los resultados de la auditoría realizada para evaluar la eficacia del Sistema de Becas de la

Al equipo del Semanario UNIVERSIDAD le pareció natural entrevistar con amplitud a la máxima autoridad ejecutiva de la principal universidad del país y pedir

La disciplina y el trabajo duro de todos los jugadores, directivos y entrenadores hacen que el equipo de fútbol de la UCR brille en

La Directora de la Desaf afirmó que todos los programas que financia el Fodesaf  son necesarios y que no hay dispersión, pero admitió que

El cultivo de semillas transgénicas podría enfrentar una moratoria de aprobarse un proyecto de ley en la Asamblea Legislativa. (Foto: archivo)El proyecto de ley

Los diputados de la subcomisión de Hacendarios que estudia el presupuesto nacional rechazaron la moción presentada por el diputado Ottón Solís, del Partido Acción

El Partido Laborista, mayoritario en Escocia, apoyó el “no” y se sumó a las promesas de otras agrupaciones británicas para otorgar más autonomía a
Semanario Universidad