La bestialidad del sionismo

Más a la derecha de la foto uno de los militares, posiblemente el jefe, parece decirle algo al niño: ¿lo amenaza, se mofa, lo

Hace más de un mes vi la imagen en la red y desde entonces no puedo alejarla de mi mente: un niño palestino es conducido a la fuerza por cuatro militares israelíes; el del centro lo trae levantado en vilo, prácticamente; el de la derecha le ayuda en esa acción. El niño debe tener unos 10 años, la edad de uno de mis nietos. Su rostro es de terror, parece gritar o llorar pidiendo clemencia. ¡Busca ayuda, nos lanza un enorme y desesperado SOS! Sus jeans están mojados de la portañuela hacia abajo, sobre todo del lado de la pierna izquierda.

Más a la derecha de la foto uno de los militares, posiblemente el jefe, parece decirle algo al niño: ¿lo amenaza, se mofa, lo interroga? Atrás hay otro militar, es negro, probablemente de origen africano/musulmán. Puedo suponer que los padres de este niño han sido también capturados, o lo peor, pero común en Gaza, asesinados cruelmente. ¿Hacia dónde lo llevan? No lo sé, deben haberlo “encontrado” en las afueras de la ciudad y ahora permanece en una de las múltiples prisiones para palestinos y musulmanes (si no es que, Oh Dios, lo han asesinado también). Porque Gaza, ya lo sabemos, es un enorme campo de concentración.

La pregunta es: ¿hasta dónde llegarán esas bestias nazi/sionistas toleradas por las grandes potencias? ¿Hasta dónde les permitirá esta humanidad deshumanizada llegar?

Las disquisiciones metafísicas y los lugares comunes histórico/políticos acá no tienen cabida. Allá se está cometiendo un genocidio sin parangón a vista y paciencia de todos. Que nadie venga con predicaciones tipo “pueblo elegido de Dios” o de “legítima defensa”. El ejército israelí se convierte en la maquinaria bélica más asesina del siglo XXI (junto al ejército y los aparatos de seguridad de USA). ¡Y quienes berrean por los derechos humanos ¿donde están?!

Sí, escribo este pequeño artículo para exorcizar una imagen que me ha penetrado hasta los tuétanos y no me deja en paz. Al menos espero sacarla de mi mente con estas palabras de condena al sionismo del Estado de Israel y sus tentáculos internacionales, incluida la gran prensa, es decir, el lobby militar/empresarial y la industria cultural globalizante y globalizada. Y algunos diputadillos estupidizantes de este pequeño enclave. ¡Oh Alá!

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Con los recursos de Fodesaf se financia en parte las redes de cuido del adulto mayor en riesgo social, como la que auxilia mensualmente

Durante unas vacaciones en Ciudad de Panamá, me encontraba sentado en una banca de la Plaza de Francia junto a mi esposa. Como es

La capacidad de superar las fricciones internas entre los dirigentes del PAC depende en buena medida de que el partido logre pasar de la

El estudiante de periodismo y reportero del Semanario Universidad, Sergio Zúñiga, muestra el premio recibido en un acto del Colegio de Periodistas, el 22

Los diputados de la subcomisión de Hacendarios que estudia el presupuesto nacional rechazaron la moción presentada por el diputado Ottón Solís, del Partido Acción

El guitarrista cubano Jorge Luis Zamora dirige el Festival Internacional de Guitarra que celebra este año su XX edición. (Foto: Fabián Hernández)El Festival Internacional

Los países escandinavos son, en bienestar social, los más avanzados del mundo, y eso se lo deben en gran parte a la labor de

Las relaciones entre la arquitectura y el cine fueron abordadas en el seminario que se realizó entre el 22 y 26 de septiembre. (Foto:
Semanario Universidad