Linchamiento sin derecho a legítima defensa

Había una vez un país donde los medios de comunicación elaboraban sus noticias  con balance y consultando diversas fuentes de información y no un

Había una vez un país donde los medios de comunicación elaboraban sus noticias  con balance y consultando diversas fuentes de información y no un solo “vocero” que emite juicio de valor sin ningún sustento técnico.  Pero esa regla periodística, elemental en el pasado, pareciera no tener ninguna importancia para el Semanario de la Universidad de Costa Rica, donde se forman buena parte de los comunicadores de este país.

Durante mi gestión al frente de la Caja, he brindado semanalmente informes a la prensa sobre mis actuaciones al frente de la Caja Costarricense de Seguro Social. Las puertas de mi oficina han estado abiertas para responder a los periodistas cada vez que lo han solicitado, de eso pueden dar fe quienes cubren regularmente esta fuente informativa.

He acudido un incontable número de veces a la Asamblea Legislativa, a la Defensoría de los Habitantes, a la Contraloría General de la República, a las cámaras patronales, entre otros muchos foros donde he respondido con claridad sobre todas las actuaciones que como jerarca me corresponde responder.

Como puede verse, he sido transparente ante los órganos competentes y ante los ciudadanos que así lo han solicitado y conforme a la ley, dejaré un detallado informe de mis actuaciones al frente de la Caja.

Hemos sido cero tolerantes ante los actos que consideramos alejados de la ética y por eso hemos acudido a las instancias judiciales cada vez que ha sido necesario, para denunciar hechos presuntamente irregulares.  En un país de derecho como el nuestro, es a esas instancias a las que les corresponde investigar y determinar la culpabilidad.

No me corresponde juzgar

El artículo publicado en la última edición de Universidad,  que tiene como único informante al señor Rodrigo Arias López, presenta una sola cara de la realidad que desea reflejar el funcionario universitario.

Al señor Arias,  he respondido con sendos informes las muchas veces que ha requerido información en estos  4 años.  La última solicitud ingresó el  10 de abril del presente año, un día antes del feriado del 11 y la Semana Santa, que por decreto ejecutivo se concedió de vacaciones a los servidores del nivel central.  El primer día laboral, el 21 de abril se remitió formal respuesta a sus consultas.  De tal manera que falta a la verdad cuando afirma que no se atendieron sus solicitudes.

Que acuse o se retracte

Insiste en el artículo en atribuirme responsabilidad por las actuaciones de jerarcas de la administración anterior, por decisiones de las cuales no tengo que dar cuenta.  Si puedo afirmar que durante mi gestión se realizó, a instancias de la auditoría interna, una investigación preliminar ejecutada por funcionarios calificados, quienes  no encontraron ningún elemento que sirviera de base para el desarrollo de una investigación administrativa contra varios funcionarios y ex funcionarios., por las decisiones tomadas sobre ampliación de años por cesantía y creación de plazas, entre otras. Toda esa información fue suministrada, en forma detallada al señor Arias.

Es importante recordar que la crisis financiera de la CCSS no es atribuible a una sola persona ni a una sola administración. Las decisiones políticas y administrativas adoptadas durante al menos los últimos  20 años, algunas tomadas en la propia Caja y otras por parte del poder ejecutivo, contribuyeron de manera importante a la situación que se enfrentó, según lo evidenciaron estudios serios realizados por la Organización Panamericana de la Salud, a solicitud de la propia Junta Directiva institucional.

Olvida el señor Arias en sus declaraciones, que la Comisión Especial de la Asamblea Legislativa que estudió la crisis financiera de la Caja, al final de su gestión, hizo pública su decisión de proceder a testimoniar piezas y remitirlas Ministerio Público para que fuera ese ente el encargado de determinar eventuales responsabilidades en funcionarios.

En el artículo de marras se tacha a esta administración de corrupta, yo increpo personalmente al señor Arias que denuncie ante el Ministerio Público cualquier acto de corrupción  del que él tenga prueba en mi contra o que se retracte de sus afirmaciones injuriosas.

Caja en franca recuperación

La afirmación del señor Arias de que la Caja queda débil es una apreciación personal que no comparto y puedo demostrarlo con números.   Según los estados financieros, la Caja cerró el año pasado con una situación financiera estable, con los pagos a todos nuestros proveedores completamente al día y con los recursos necesarios para operar el mes de enero y el pago del salario escolar a los casi 50 mil funcionarios que laboran en la institución.

La gestión de cobros ha permitido pasar de un total de sumas recuperadas que alcanzan los ¢167.052 millones en el 2010 a ¢250.156 millones en el 2013, lo que equivale a un aumento de la recuperación en un 49,75% en dicho periodo.

En estos años; vigilamos los pagos de tiempos extraordinarios para evitar los abusos que se venían cometiendo, se eliminaron consultorías, se redujeron pagos de viáticos, se puse freno al abuso en incapacidades, entre otras muchas decisiones imposibles de enumerar en un artículo.

El gobierno central pasó de pagar en el 2011 ₡ 200 mil millones a ₡360 mil millones estimados en el 2014 como parte de su aporte anual ordinario como patrono y las transferencias de la ley del Tabaco..Ciertamente quedan pendientes montos importantes que están en negociación y que le corresponderá honrar al nuevo gobierno.

Hemos evidenciado que la sombra de la quiebra financiera vaticinada por expertos de la Organización Panamericana de la Salud, fue revertida gracias a las decisiones valientes adoptadas por la Junta Directiva, muchas de las cuales nos han significado ataques de sectores que se sintieron afectados con las disposiciones.

Desconoce también el señor Arias que en octubre 2013 la Junta Directiva tomó la decisión de ajustar la base mínima contributiva de trabajadores independientes y asegurados voluntarios.

Cuatro años después de que la señora Presidenta de la República me hiciera el honor de nombrarme Presidenta Ejecutiva de la Caja Costarricense de Seguro Social,  puedo marcharme de mi puesto  con la satisfacción del deber cumplido.  Puedo mirar a los ojos a los costarricenses y decirles que cumplí con defender la Caja de propios y extraños.

Puedo responder a los ataques cobardes, sin ningún sustento técnico, a los  que he tenido que enfrentar de algunas personas deseosas de protagonismo y de medios que ponen sus páginas al servicio de quienes realizan afirmaciones temerarias.

No quisiera pensar de ninguna manera que los ataques en mi contra, sin derecho de defensa, publicados por Universidad tengan alguna relación con la renuncia a seguir prestando servicios de salud en las comunidades del este por parte de la Universidad de Costa Rica, una decisión soberana que respetamos en una larga relación que no acaba con este capítulo.

Soy hija profesional de mi querida Alma Mater, como egresada y ciudadana, aspiro a que este querido medio de comunicación retome la senda de la objetividad que tanta honra y gloria le dio en el pasado y al menos, nos permita a sus ex alumnos, protegernos cuando nos lanzan injurias a mansalva.

 

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Muchas son caras nuevas o desconocidas en la función pública, pero en su gran mayoría vienen respaldados por atestados académicos que los capacitan para

No fue una clase magistral ni una exposición ejecutiva, no hubo definiciones etimológicas ni horarios, y tampoco agenda.  Fue una conversación de tres días

La cooperativa Coopeguanacaste asegura que ha cumplido con toda la normativa ambiental en el desarrollo de sus proyectos hidroeléctricos en Upala, donde organizaciones y

El lanzamiento del globo se realizó el 20 de abril desde el Museo de los Niños. Los responsables del proyecto calculan que el dispositivo

Contaba apenas los 11 años de edad cuando la Crónica de una muerte anunciada tocó las manos y la imaginación de mis vidas, eran

Noche era cuando arribamos a un apartamento de lujo en un último piso que, según los entendidos se denomina pent house. Vista a la

Mientras los jefes de fracción invirtieron sus primeras horas como diputados electos negociando la conformación del Directorio Legislativo, congresistas de tres bancadas las usaron

La cultura y el arte son dos pilares fundamentales sobre los cuales descansa la naturaleza y la condición humana. Variadas definiciones encierran un concepto
Semanario Universidad