Creen que Arias fue poco tolerante a las críticas: Periodistas esperan que Laura Chinchilla sea más accesible con la prensa

“Se espera que la futura presidenta comprenda que es esencial impulsar prácticas a nivel de mandos medios que lleven la información al pueblo”.Periodistas de

Profesionales en comunicación aseguran que un gobierno que pone trabas a la prensa afecta el derecho a la información de la ciudadanía.

“Se espera que la futura presidenta comprenda que es esencial impulsar prácticas a nivel de mandos medios que lleven la información al pueblo”.

Periodistas de diversos medios de comunicación tienen la esperanza de que la presidenta electa Laura Chinchilla muestre una actitud más abierta con la prensa, luego de casi cuatro años en los que la relación con el actual mandatario Óscar Arias ha pasado momentos que han complicado su trabajo.

Para algunos, la relación con Arias ha sido buena, pero marcada por su temperamento, mientras que para otros ha sido de altibajos, ya que aseguran que reacciona de manera negativa cuando se le hacen cuestionamientos, sumado a que en ciertas ocasiones la organización de la oficina de prensa ha obstaculizado su labor (ver nota aparte: Periodistas reconocen dificultades con Gobierno).
El limitado acceso a la información incluso llevó a los medios a recurrir a la Sala Constitucional. Un ejemplo se dio en febrero del 2008, cuando el diario La Nación interpuso un recurso de amparo ante la negativa del entonces Ministro de Hacienda y hoy diputado electo por el Partido Liberación Nacional, Guillermo Zúñiga, de facilitar datos públicos sobre bonos vendidos a China, que significaban un préstamo de más de $250 millones para el país.
La negativa de conceder datos públicos se suma a la renuencia de dar declaraciones a algunos medios de comunicación. En toda su gestión, el gobernante Arias nunca dio una entrevista a UNIVERSIDAD, incluso cuando se encontraba en periodo de campaña, y tampoco la mandataria electa Laura Chinchilla acudió a la invitación de este semanario cuando se entrevistó a los candidatos presidenciales; adujo falta de espacio en la agenda, pese a la insistencia de la Dirección para concretar la cita y la posibilidad de efectuarla hasta en horas extralaborales.
Chinchilla sí respondió mediante correo electrónico algunas consultas breves que se hicieron a los aspirantes sobre temas determinados, meses antes de los comicios. Para el presente reportaje respondió un cuestionario que se le envió (ver cuadro aparte: “Pretendo cumplir con rendición de cuentas”).

GARANTIZAR UN DERECHO

Giselle Boza, integrante del Observatorio de la Libertad de Expresión, manifestó que las muestras de poca apertura del gobierno representan una “cultura institucional” y una cuestión de estilo de los mandatarios. Mencionó que la actitud prepotente en el tratamiento público de la información va más allá, pues al parecer hay temas que se reservan para la opinión que un funcionario o funcionaria quiera dar.
“Esto es grave, porque toda actividad de los órganos públicos es de interés público, excepto los que están protegidos por el secreto de Estado”.
La abogada y periodista explicó que esa cultura institucional lleva a creer que la información se puede manejar según la dosificación e interés de los jerarcas, pero claro que la población puede solicitar información pública, que se le debe brindar de manera oportuna y sin que se tenga que decir para qué la desea.
Aseveró que el principio de transparencia es fundamental y que en la medida en que se puedan conocer los datos de las entidades y funcionarios públicos, se forma opinión y se interviene en la definición de políticas públicas.
“Más que la libertad de expresión, se afecta el derecho a la información, y no solo la titularidad del periodista, que está como intermediario. En la medida en que se le niegue información pública a un periodista, se le rechaza a la ciudadanía el derecho a la información, que permite la realización de otros derechos como los de participación; por eso es muy importante fortalecerlos”.
La profesional declaró que las preferencias que la administración puede tener entre un medio y otro son serias violaciones, puesto que el derecho a la información se enmarca en las dimensiones de buscar, recibir y difundir datos. Si el gobierno actúa para premiar a unas empresas comunicativas y castigar a otras, atenta y lesiona dicho principio.
Sobre la relación de la próxima presidenta con la prensa, consideró que se debe esperar a ver si tendrá una práctica mucho más abierta y que comprenda que es esencial impulsar prácticas en los mandos medios, que lleven la información al pueblo con mayor fluidez.
Boza espera que lleguen jerarcas conscientes de la necesidad de transparencia y de una gestión al servicio de la ciudadanía.
Agregó que Costa Rica requiere una legislación que proteja el derecho de acceso a la información, porque se han dictado fallos que han fortalecido este principio, pero es insuficiente, ya que se debe diferenciar qué es público y qué es privado, para así lograr un equilibrio.

DISPONIBILIDAD

Por su parte, el presidente del Colegio de Periodistas y secretario del Instituto de Prensa y Libertad de Expresión (IPLEX), Raúl Silesky, señaló que es obligación de todos los funcionarios y funcionarias brindar información a todos los medios de comunicación, siempre que sea pública, ya que la transparencia es un aspecto de interés para la ciudadanía.
La falta de apertura, prosiguió, es un problema serio de todas las administraciones, aunado a que se ha tenido que recurrir a la Sala Constitucional para que las entidades faciliten sus datos.
“Todo funcionario debería tener claro que tiene que estar disponible para los y las periodistas. Negarse es una táctica para ‘lerdear’ algunos temas polémicos”.
El periodista expresó que hay poderes de la república más expuestos que otros. Tal es el caso del Ejecutivo, que comúnmente se ve cuestionado e interpelado por la prensa.
Reiteró que el acceso a los medios debe ser equitativo y justo, y que es primordial que quienes ocupan altos puestos, logren separar su personalidad del ejercicio de un puesto público.
Destacó la posición de la Sala Constitucional en varias resoluciones, en las que expresa que las entidades estatales deben ser “casas de cristal”, para que la población sea capaz de conocer las decisiones gubernamentales y la administración de los recursos públicos
Asimismo, espera que la próxima administración sea de “puertas abiertas” y amigable con los medios, con una claridad que asegure la libertad de expresión.
Mencionó que el hecho de que Chinchilla represente la continuidad del presidente Arias, no quiere decir que será igual en este campo y recordó que cuando fue diputada, impulsó el proyecto de ley de prensa.


Laura Chinchilla

“Pretendo cumplir con rendición de cuentas”


La presidenta electa, Laura Chinchilla respondió las siguientes preguntas sobre el tema de la apertura con la prensa,  mediante su encargado de prensa Carlos Roverssi:

Varios periodistas externan que el presidente Óscar Arias y otros miembros del Poder Ejecutivo se han caracterizado por ser poco accesibles con respecto a declaraciones y entrevistas, máxime cuando se les cuestiona por temas polémicos ¿Será usted más abierta y tendrá un estilo distinto al actual gobernante con los y las periodistas encargados de cubrir las secciones de política?

-Pretendo cumplir con la obligación constitucional de la rendición de cuentas de nuestros actos públicos y espero la misma actitud de parte de mis colaboradores. Eso sí, los medios deben tener en cuenta, que la agenda pública debe atender diversas obligaciones y no siempre la respuesta que un periodista pretende se puede dar en el momento preciso en que lo requiere. Igualmente, la complejidad que supone el tratamiento de algunos temas, en ocasiones demanda un tiempo determinado para preparar una respuesta.

¿Cuál será su relación con los y las profesionales en comunicación? ¿Colocará ciertos requisitos de acceso? ¿Será una dinámica similar a la que aplica la actual oficina de prensa y asesores en comunicación del mandatario Arias?

-Desconozco cuáles son las reglas que rigen actualmente las relaciones entre la Oficina de Prensa de la Presidencia y los medios de comunicación. En nuestro caso y de manera oportuna, estaremos elaborando un protocolo que rija este tipo de relaciones y que garantice fluidez y respeto mutuo.

¿Tendrá un trato igualitario para todos los medios de comunicación? Es decir, ¿será accesible a cualquier periódico, programa televisivo o radial, revista, medio digital, etc; cuando requieran de su opinión para determinado tema relacionado con su administración, indiferentemente de cuál sea?

-He demostrado en mis pasos por la función pública que aun los medios más pequeños y  alejados de la capital han tenido el acceso correspondiente para darles la información solicitada, entendiendo cada uno de nosotros las limitaciones que significa el tener una agenda que cumplir.  Esperamos también, por parte de la prensa, un trato igualmente respetuoso y objetivo frente a los distintos sectores de la agenda nacional, entre ellos el Gobierno de la República.



Periodistas reconocen dificultades con Gobierno


UNIVERSIDAD consultó a periodistas de distintos medios para conocer su opinión sobre el acceso a la prensa durante la administración Arias y cómo esperan que sea en un futuro.

Álvaro Calderón, Radio América

“Con Óscar Arias cuesta un poco más y hay que estarlo tratando de encontrar a la salida de alguna actividad, pero en términos generales la información aquí en Casa Presidencial se ha trabajado bastante bien. El presidente siempre ha sido así, un poco más difícil con la prensa; es cuestión de temperamento. Abel Pacheco y Miguel Ángel Rodríguez eran mucho más  accesibles; él  ha sido un poco más reservado y hay que pedirle la audiencia con tiempo para poder hacer la entrevista. En su administración pasada fue igual. Si a don Óscar se le toca un tema que no le gusta, reacciona, detiene la conversación con la prensa y se va.
Laura Chinchilla participa en muchas actividades y hay que estarla tratando de encontrar ahí. Me parece que es más abierta a conversar con los medios, no es tan difícil y no se molesta por el momento con las preguntas que se le hacen y trata de contestar. Incluso cuando era vicepresidenta era mucho más fácil hablar con ella”.

Laura Quesada, Telenoticias

“La relación del gobierno con los y las periodistas que cubrimos política ha sido de altos y bajos; ha existido tensión. A veces se nota poca tolerancia hacia las críticas o denuncias. Cuando se pregunta en el Consejo de Gobierno sobre algún tema álgido que no ha sido de su agrado, muchas veces no se responde directamente, las respuestas son evasivas o se contesta con una crítica al medio. Algunos colegas han tenido conflicto porque en ocasiones se solicita información y no se suministra con la rapidez con la que se espera. En algún momento se quiso dar cierto manejo extremo o control previo sobre las preguntas que se iban a formular y para que se nos diera el uso de la palabra; eso generó cierto malestar, se expuso y se flexibilizó.
Esperaría que con doña Laura el panorama sea diferente, que haya un poco más de respeto y acceso hacia el trabajo de la prensa. Yo le plantee esa preocupación en campaña y me contestó que seguiría con un trato de apertura hacia la prensa, pero que igualmente se exigiría respeto hacia la labor del gobierno. Espero que entiendan cuál es la labor de la prensa y que se facilite el acceso por el bien de la profesión y con miras a llevar buenas relaciones, y que el beneficiado sea el país”.

George Rodríguez, Presidente de la Asociación de Corresponsales de Prensa Extranjera en Costa Rica (APEX)

“La preocupación se da porque en algunos casos cuando viene gente de afuera, se  limita a una pregunta por grupo de periodistas, una para la prensa nacional, otra para la extranjera radicada en Costa Rica y otra para medios internacionales, y en  conferencias de prensa de 15 minutos. Me parece incorrecto que se nos limite el derecho a estar informados y en nuestra misión de informar, más en un país que se supone que es respetuoso de esas libertades. El acceso a las fuentes del gobierno es bueno, pero en ocasiones la información no sale de Casa Presidencial con la velocidad necesaria y dura horas, por ejemplo con comunicados y declaraciones.
Con Chinchilla el acceso es también bueno; el problema que tuve fue la organización de una conferencia antes de las elecciones con el grupo de corresponsales, que se hizo pero fue difícil, porque tenía la agenda llena de actividades. Poco después del 7 de febrero pedí otra conferencia con ella como presidenta electa, y no se ha realizado por el mismo problema, aunque ella se muestra dispuesta. Espero que no sea un ambiente caótico cuando ya esté instalada en el gobierno”.

Karina Alpízar, La Prensa Libre

“No he tenido inconvenientes con la entrega de documentación o acceso y entrevistas luego de cubrir casi los cuatro años de la administración, pero este Gobierno tuvo el fallo de que en algunas situaciones la información se manejó con mucho secreto, como en la apertura de relaciones diplomáticas con China; todo era cauto y había que ir sacando los datos ‘a cuenta gotas’. Espero que no se cometan esos errores en el próximo gobierno y si hay un malentendido o tema complicado, siempre ventilarlo a los medios a tiempo; ahí es dónde está el conflicto de hasta qué punto es transparente una administración.
Chinchilla siempre está anuente a acercarse a los y las periodistas, todo depende también con quiénes se rodee en su departamento de prensa; muchas veces no es el funcionario el que no es el accesible, sino la gente que lo hace más lejano. Ojalá se mantenga así cuando se traten temas álgidos; la clave es tener las puertas abiertas con la prensa, que la vea como una aliada. Si se niegan a conversar, lo que el público percibe a través de los medios es que se están escondiendo”.

 


[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Para el cine latinoamericano, para el que distribuir y exhibir un largometraje ficción es aún más difícil que producirlo, los festivales implican muchas ventajas.

El Consejo Directivo del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) no cumple con la conformación que para ese cuerpo colegiado explicita la ley, lo cual

En 1924 la estadounidense The Electric Bond & Share Company (constituida en 1905 por la General Electric Company, con sede en New York), a

Pocas veces tenemos la posibilidad de sentarnos en una cómoda butaca, en un cine amplio, y observar un filme que hace honor al

Enojo, ruido, molestia, sensaciones inevitables en medio de una larga hilera de automóviles y con el radiante sol que hace más larga la espera,

Considero muy lamentable el hecho de que un periódico como “Semanario Universidad”,  con 40 años de trayectoria en nuestro medio periodístico, dé cabida a determinadas ...

Pues bien, no es que uno sea malo, ni burlón, ni resentido social, ni mal educado,  ni egoísta, ni nada de lo que algún

El golpe militar de junio del año pasado en Honduras reabrió una vieja historia que América Latina conoce bien, pero que parecía cosa del
Semanario Universidad