Buscan eliminar sesgos sexuales en UCR

Mientras el Centro de Evaluación Académica (CEA) trabaja en el desarrollo de un currículo inclusivo y sensible a las diferencias de género, las autoridades

Mientras el Centro de Evaluación Académica (CEA) trabaja en el desarrollo de un currículo inclusivo y sensible a las diferencias de género, las autoridades universitarias estudian las medidas que aplicarán para eliminar los sesgos sexistas que aún persisten en la academia.

Así lo explicó la Rectora de la Universidad de Costa Rica (UCR), Dra. Yamileth González García, durante un taller realizado sobre la temática con el auspicio de las  vicerrectorías de Docencia  y de Investigación así como de la Rectoría, el Centro de Investigación en Estudios de la Mujer (CIEM) y el Centro de Investigación en Salud de las Mujeres de la Universidad de  Toronto, Canadá.

«Equidad de género e inclusión social como tareas inconclusas de la Universidad de Costa Rica», fue el tema desarrollado por la Rectora, quien planteó que en el plano docente la UCR ha logrado avances importantes como la Maestría Científica en Estudios de la Mujer y la Maestría Profesional en Violencia Intrafamiliar, así como otras que dan énfasis  al género: las de Gerontología, Estudios Interdisciplinarios  sobre Adolescencia, Juventud y de Discapacidad.

También se han dado cambios en cuanto a la participación de la mujer en puestos de direcciones, ya que por primera vez llego Teresita Aguilar Alvarez a dirigir la Escuela Centroamericana de Geología y Hennia Cavallini Solano la de Ingeniería Mecánica.

Según la lista de autoridades universitarias publicada en la página de INTERnet del Consejo Universitario (cu.ucr.ac.cr) en este momento la UCR tiene 217 cargos de dirección. De estos, según la lista actualizada a solicitud de UNIVERSIDAD – al mes de octubre  con datos del Tribunal Electoral Universitario (ver cuadro), 132 puestos de toma de decisiones son ocupados por varones y 85 por mujeres, cifras que representan un 60,82% frente a un 39,17% respectivamente.

Lo anterior  refleja un avance en la aplicación del principio de equidad de género en la toma de decisiones, pues en el 2000 dichos porcentajes representaban 64,15% y 35,85%, según el «Balance sobre el estado de la equidad de género en la UCR», dado en el 2001 por el entonces Rector, Gabriel Macaya Trejos.

Para la Rectora, el problema de inequidad de género «está  sobre todo en los puestos de dirección, de gestión de alto nivel, que son generalmente puestos de elección. Ahí donde se toman las decisiones las mujeres siguen estando en franca desventaja y no es fácil  de revertir ese proceso», afirmó.

El gran salto se dio en las sedes regionales donde la mayoría de autoridades (direcciones de sedes y recintos) están en manos de mujeres, quienes suman siete mientras los hombres registran dos. Al 2001 el panorama era inverso cuando eran siete varones y solo dos mujeres.

La Rectora agregó que «lo mismo pasa  en los  concursos de antecedentes de docentes para adquirir propiedad o en los puestos de representación, donde parece seguirse con la tradición masculina».

Sin embargo, la representación en el Consejo Universitario, a partir de octubre será mucho más equitativa, pues con la elección de la representante del Area de Agroalimentarias este órgano tendrá por primera vez cinco mujeres y seis varones, a quienes se suma la Rectora y el Ministro de Educación Pública.

En cuanto a docentes, la situación actual es igual que en el I ciclo lectivo del 2000, cuando habían 3.388 personas contratadas, de las cuales 1.951 eran varones (57,59%) y 1.437 mujeres (42,41%), según datos del informe de equidad. La Rectora informó que en el 2003 la institución tenía 3.313 docentes  de quienes  1.906 eran varones (57,54%) y 1.407 mujeres (42,46%).

CONCIENCIACION ES LA CLAVE

Respecto a la investigación,  la Rectora dijo que se ha fomentado en número y calidad los estudios de la mujer y las publicaciones sobre género en revistas y libros.

Así mismo, en la acción social ha aumentado el número de  los cursos de capacitación, talleres, conferencias y mesas redondas que «fomentan la toma de conciencia  de las desigualdades y de la necesidad de la inclusión».

Agregó que «la equidad e igualdad de géneros, enfocada desde una perspectiva de  derechos, exigen un compromiso de gestión desde múltiples aspectos, algunos más complejos que otros para lograr avances y su cumplimiento».

Consultada sobre las políticas que se establecerán para eliminar los sesgos sexuales que aún persisten en la academia, manifestó que en cuanto a los cargos que son designados por elección, lo único que se puede hacer es fomentar la toma de conciencia entre quienes disfrutan del derecho a elegir.

Sobre el sector administrativo, dijo que es más sencillo pues se trata de tener en cuenta los criterios de equidad e igualdad de género al contratar personal y aprovechar cuando quedan plazas vacantes para nombrar mujeres donde la representación de éstas es baja y varones donde es muy alta.

«Todas y todos deberíamos estar concientes de la extensión y profundidad de la problemática de  inequidad de género y de sus secuelas. La Universidad debe dar el ejemplo y asumir la bandera de la  lucha por una sociedad libre de discriminaciones», enfatizó.

Interpelada sobre el acuerdo del Consejo Universitario, dado en julio del 2003,  respecto al uso del lenguaje inclusivo de género (no sexista) en los documentos oficiales así como en producciones de cualquier índole que se desarrollen en la UCR,  informó que el Centro de Investigación en Estudios de la Mujer (CIEM) ha estado dando la capacitación a las oficinas que lo han solicitado, con el apoyo de recursos de la Rectoría, los cuales se incrementarán para el 2005 a fin de continuar con esa tarea.

Recordó la obligación de todas y todos de utilizar un lenguaje no sexista e inclusivo de género en documentos, discursos y medios de comunicación universitarios.

El acuerdo del Consejo establecía la obligatoriedad para la administración activa de informar en un plazo de un año  sobre las acciones realizadas. Sin embargo, a la fecha no ha sido presentado ningún informe al respecto ni ante dicho órgano ni ante la Rectoría.

Para  la Rectora este taller fue el inicio  de una propuesta que busca cubrir las tres actividades básicas de la Universidad: la investigación (con proyectos concretos), la acción social (con la prestación de servicios de prevención y atención de la violencia intrafamiliar contra las mujeres)  y la docencia (con los planes curriculares con sensibilidad de género).

En esto último se  trabaja actualmente en el Centro de Evaluación Académica (CEA), donde se efectúa una evaluación de la incorporación de la perspectiva de género en los estudios y asesorías que se realizan en el Departamento de Investigación y Evaluación Académica y se procura la sensibilización del personal.

Otras de las metas es considerar el eje de género en la planificación de una nueva guía de diseño curricular; lograr establecer criterios curriculares para el diseño y la evaluación curricular que realmente posibiliten la igualdad de género en la institución, e incorporar dichos criterios en las guías y manuales oficiales para el diseño y la evaluación curriculares, según lo explicaron durante el taller Carolina Bolaños Cubero y Mónica Quirós Villalobos del CEA.

AUTORIDADES UNIVERSITARIAS UCR

Octubre 2004

CARGOS

MUJER

HOMBRE

TOTALES

Rectoría

1

0

1

Consejo U

5

6

11

Vicerrectoría

Secretaría Académica de la Rectoría

2

3

5

Decanatos

3

10

13

Dir. Escuela

17

28

45

Dir. sedes Regionales

4

1

5

Dir.  Recintos Universitarios

3

1

4

Dir. Centros investigacion

8

18

26

Dir. Institutos Investigación

7

5

12

Dir. Estación

Experimental

0

2

2

Dirección SEP

0

1

1

Dirección prog. Posgrado

26

39

65

TEU Membresía

2

7

9

Jefaturas Of. Administrativas

6

11

17

Total cargos de Dirección

85

132

217

Elaborado a partir de datos del Consejo Universitario y del Tribunal Electoral Universitario. Actualizado a octubre del 2004 por Lisbeth Huertas Jiménez.

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Según Alexandra De Simone, Directora General de Cultura, las direcciones regionales trabajan con escasez de recursos. Mientras en San José se disfruta de una

Quizás el mejor relato haya sido el del presidente Abel Pacheco, el pasado 28 de setiembre, luego de saberse que la empresa francesa de

Alison  Wolf ha escrito una obra titulada "Myths about education and economic growth", en la que compara varias experiencias educativas de diferentes países y

Los abonados de la Caja son los grandes perjudicados de la crisis. La Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) debe hacer cambios profundos en

Después de perder en Guatemala, Costa Rica busca desquite en el Saprissa; Néstor Martínez y el tico Cristian Badilla se vieron las caras en

El pago o recibo de dineros por servicios en el sector público, será castigado fuertemente por la recién aprobada "Ley contra la corrupción y

p>América Latina dejó atrás décadas de dictaduras y volvió a la democracia. Pero la situación social sigue en deterioro, sobre todo por el aumento

El informe de la Comisión de Notables que estudió la situación de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), pidió investigar al director y
Semanario Universidad