Funcionarios de la UCR también tienen su espacio recreativo

“U en movimiento” abre espacios diarios de deporte para la comunidad universitaria.

La Unidad de Programas Deportivos, Recreativos y Artísticos de la Universidad de Costa Rica (UCR) tiene a disposición de la comunidad universitaria una serie de programas recreativos, dentro de los que se encuentra “U en movimiento.

Este es uno de sus 15 programas recreativos, bajo la coordinación de Milagro Rodríguez Miranda y la organización de Tania Vindas.

“U en movimiento” corresponde a un programa de actividades físicas orientado a la comunidad universitaria y consiste en sesiones de media hora de actividad física.

“Lo que se trata es de hacer un poquito de actividad física o el mínimo que se requiere para mantenerse en el tiempo de almuerzo de muchas personas que no pueden sacar más tiempo. Se trabaja de 12:10 a 12:40”, explicó Rodríguez.

Cada sesión cuenta con un instructor calificado y las actividades comprenden ejercicios aeróbicos en general, trabajados en distintas modalidades, ya sea mediante baile, en circuitos o trabajo personal.

Según Rodríguez, “el programa es abierto, aunque lo ha aprovechado más el funcionario. Hace dos años se trabajó con estudiantes becarios 11 y funcionó muy bien, porque se trabajaban dos sesiones por semana”.

Actividades

Cada sesión del mes es planeada con anticipación. Tania Vindas, organizadora del programa, se reúne con los instructores a inicios del mes para coordinar las disciplinas que se llevarán a cabo, así como los lugares donde se realizarán.

“Se pide en el decanato o al área administrativa que nos presten un espacio que sabemos que al medio día no tiene tanta afluencia de personas, para poder hacer la sesión”, detalló Vindas.

Dichas áreas pueden ser desde un aula, un pasillo, un anfiteatro; hasta “el espacio que hay entre un edificio y otro”.

El cronograma del programa es compartido los primeros días del mes en curso, por medio de las redes sociales. No obstante, la promoción se hace mediante quienes participan.

“Entre las mismas personas se divulga el programa. Precisamente por la cuestión del espacio, de que no contamos con locales establecidos grandes, para poder invitar tanta gente”, puntualizó Vindas.

Por su parte, Rodríguez añadió: “La promoción es boca a boca. No se lleva una campaña; la cantidad de personas que se mantiene es un promedio −aparte de estable− acorde con el espacio”.

Beneficios

Vale mencionar que el Área de Recreación elabora un informe anual, en el cual se indica el beneficio del programa mediante lo que las personas participantes externan como logros personales, tanto físicos como psicológicos y sociales; entre ellos destacan: reducción de peso, mejoras en la parte emocional, mejor manejo del estrés y lazos sociales conseguidos.

“Lo hemos tratado de mantener porque, a pesar de no tener presupuesto fijo ni espacios, hemos visto el beneficio. La gente ha sido constante”, expuso Vindas.

Sigrid Vargas Méndez, una de las dos instructoras del programa, considera que el programa es completo y los beneficios notorios.

“Es un avance muy grande. Hay personas que van ganando mucha flexibilidad, mejor condición; se da un acondicionamiento físico completo. Es un programa muy completo, ellas mismas me dicen: ‘profe, me siento con más fuerza’, ‘cuando no hago ejercicio me da más sueño estar en la oficina’, ‘siempre que vengo aquí me siento con más energías”, contó la instructora.

Por otro lado, Lupita Abarca y Yorleny González, funcionarias que disfrutan del programa, coinciden en que el pequeño espacio recreativo que se les brinda es provechoso, beneficioso y positivo.

“En el caso mío, me es muy difícil hacer ejercicio después de las 5 de la tarde; entonces, realmente para mí es la única opción que tengo de hacer ejercicio durante el día”, comentó Abarca.

“Al ser un espacio que se abre al mediodía para los funcionarios, nos da la posibilidad de limpiar nuestra mente de todo el estrés que lleva la vida laboral, hacer un alto en el día y tomar nuevas fuerzas para seguir adelante en nuestra labor diaria”, añadió González.

Desde el 2008…

Cabe recordar que en el 2008, mediante el estudio de necesidades presentes en la población universitaria (en estudiantes y funcionarios), se evidenció la importancia de crear espacios de movimiento para la comunidad.

Al obtener resultados claros sobre una carencia de espacios de actividad física que no conlleven tanto tiempo –como una clase de gimnasio– ni traslados complicados, Marlen Segura, anterior coordinadora del Área de Recreación, impulsó la creación del programa “U en movimiento”.

Las personas que participaban en el programa eran, principalmente, funcionarios de la Universidad, quienes actualmente gozan de los 30 minutos diarios de actividad física.

Se requería “un espacio que rompiera con la rutina de la vida estudiantil, donde pudieran sacar 30 minutos de su almuerzo, y aun así les quedara tiempo para trasladarse, para hacer el ejercicio, y poder llegar a su oficina sin problema; poder darles espacio de movimiento, de actividad física”, destacó Vindas.

Para obtener más información se puede visitar la página de la Unidad de Programas Deportivos, Recreativos y Artísticos de la UCR en Facebook o, bien, llamar al teléfono 2511-4129.

 


u-04-protagonistas

Protagonistas

Sigrid Vargas Méndez, instructora.

“Es un avance muy grande. Hay personas que van ganando mucha flexibilidad, mejor condición; se da un acondicionamiento físico completo. Es un programa muy completo, ellas mismas me dicen: ‘profe, me siento con más fuerza’, ‘cuando no hago ejercicio me da más sueño estar en la oficina’, ‘siempre que vengo aquí tengo más energías”.

Lupita Abarca, Vicerrectoría de Vida Estudiantil.

Este programa nos permite tener actividad física, aunque sea un ratito. Me es muy difícil hacer ejercicio después de las 5 de la tarde; entonces, realmente es la única opción que tengo de hacer ejercicio durante el día”.

Yorleny González, secretaria ejecutiva del Instituto de Investigaciones en Ciencias Económicas.

“Nos da la posibilidad de limpiar nuestra mente de todo el estrés que lleva la vida laboral, hacer un alto en el día y tomar nuevas fuerzas para seguir adelante en nuestra labor diaria, con una actitud más positiva ante la vida, ante el diario quehacer en la oficina”.

[delipress_optin id="134623"]

0 comments

Otros Artículos

El Reglamento sobre Departamentos, Secciones y Cursos, al no especificar con detalle las funciones de las Coordinaciones de Sección

El tema de la integración de las minorías a la sociedad activa es, sin duda, un punto clave en nuestra vida cotidiana, ya que

Semanario Universidad