Carta a un(a) campesino(a)

Estamos unidos por el afecto y la sangre; con orgullo sentimos, en el pulso de nuestras arterias, el espíritu de nuestros bisabuelos y abuelos

Estamos unidos por el afecto y la sangre; con orgullo sentimos, en el pulso de nuestras arterias, el espíritu de nuestros bisabuelos y abuelos “abreros”, roturadores de tierras vírgenes, sembradores, fundadores de pueblos, en toda la geografía de la Patria.

Ustedes enfrentaron la soledad, las inclemencias del tiempo, las enfermedades, las fieras, la falta de caminos, de escuelas, la pobreza, siempre con entereza y dignidad; ustedes levantaron nuestra Nación; son de la extirpe de los que derrotaron a la falange de los USA, que con base el “Destino Manifiesto” proclama la superioridad de la raza anglosajona y su derecho a esclavizar a otros pueblos; hoy, por otros medios, lo continúan haciendo.

Ustedes, con valor y grandes sacrificios abrieron el camino de mulas que hizo posible el comercio entre Centroamérica y Puerto Bello, Panamá; los arrieros de mulas hacían el trabajo duro, y los comerciantes acumulaban la riqueza.

Así también, los campesinos cultivadores de tabaco, dependían  de los intermediarios y de los monopolizadores del negocio; resultado: los campesinos siempre pobres y los otros ricos. En la minería de oro, el grupo oligárquico, en alianza con el capital extranjero, llenaron sus bolsillos, mientras los trabajadores… en la pobreza.

En el negocio del café, de nuevo, oligarcas y capital extranjero lo controlaron y se produjeron los jornaleros en la miseria; además, pequeños y medianos campesinos, atados, trabajando para enriquecer al dueño del beneficio y financista, que los amarraba a través del esquilmo del “adelanto”.

Hoy, la alianza de la oligarquía con el capital transnacional, despoja de la tierra a sus dueños, los campesinos, para sembrar grandes extensiones de banano, piña, naranja, flores, plantas ornamentales, para la explotación minera y petrolera, convirtiendo a los campesinos en sus peones, expropiados, mal pagados y desterrados en su propia Patria, engrosando los cordones de miseria de las ciudades.

Estas son las causas de la marginación, la pobreza y la gran desigualdad social, el 10% de la población tiene el 80% de la riqueza, y la inmensa mayoría de los costarricenses, el 90%, vive con el 20%;  esta es la limosna que les dejan muy poco para tantos, por lo cual hay un millón de pobres y la clase media vive en la estrechez y la congoja; así se encuentran los campesinos.

La alianza de la oligarquía con el capital transnacional no solamente tiene  el control económico para su beneficio, sino también el control político, a través del engaño de una seudodemocracia, que está muy lejos de la auténtica, la que proclamó Abraham Lincoln: “el gobierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo”. Lincoln fue un humanista y revolucionario; a mediados del siglo XIX, siendo representante (diputado) se opuso a la invasión de los USA a México y al despojo de más de la mitad de su territorio; luego, siendo Presidente de los USA, abolió la esclavitud.

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Estamos unidos por el afecto y la sangre; con orgullo sentimos, en el pulso de nuestras arterias, el espíritu de nuestros bisabuelos y abuelos

Bajo este razonamiento, se tutela excluyendo de la publicidad,  los nombres de las personas que han sido condenadas dentro de  un proceso penal e

Un eventual agravamiento de la situación económica de la Unión Europea (UE) podría incidir negativamente en las exportaciones de productos que Costa Rica coloca

En los últimos meses del año, los fondos de pensiones de los costarricenses administrados por las Operadoras de Pensiones Complementarias (OPC)  han mostrado rentabilidades

En realidad ya no asombran los acontecimientos recientes en el Ministerio de Educación Pública de Costa Rica (MEP). En esta ocasión uno de los

La Academia de la plazuela. Así llamó Ortega y Gasset al periodismo escrito. Academia, pues él consideraba que la enseñanza dada por educadores cultos

La lealtad solo puede llegar hasta donde llega la honestidad; después de ahí, solo existe corrupción. Este Gobierno se está caracterizando por apoyar incondicionalmente

Mientras la Comisión Nacional de Emergencias (CNE) y el Consejo Nacional de Vialidad (CONAVI) acaparan la atención pública desmintiéndose acerca de quién hizo qué
Semanario Universidad