El cine nacional renace A Ojos Cerrados

Después de varios años de espera, el pasado 2 de julio se estrenó A Ojos Cerrados en las salas de cine del país. De

El filme costarricense se exhibe en todas las salas de cine de San José.

Después de varios años de espera, el pasado 2 de julio se estrenó A Ojos Cerrados en las salas de cine del país. De inmediato, el largometraje dirigido por el costarricense Hernán Jiménez, ha dado de qué hablar.

El joven cineasta y actor, conocido por la serie de cortometrajes Los Justicieros y por sus monólogos Hablando se entiende la gente y Al derecho y al revés es el guionista, productor, director y editor de la película. A Ojos Cerrados, de Doble Llave Producciones y Miel y Palo Films, es su primer largometraje.

El filme nació en el año 2006 cuando Hernán empezó a trabajar el guión que estuvo listo en el 2007. Más tarde comenzó el proceso de rodaje que terminó en agosto del 2008. Desde entonces y hasta el día del estreno Hernán Jiménez, quien además de guionista y director fue productor y editor del largometraje, trabajó en los procesos finales que llevaron su ópera prima a la pantalla grande, la semana pasada.
Según Hernán, la trama nació de una historia que le contaron, pero la película como tal cobró vida el día que decidió rodar su primer largometraje. “Había como una idea original y fue cambiando, transformándose por completo a lo largo del proceso”, dijo.

LA PRODUCCIÓN

La película cuenta la sencilla pero conmovedora historia de una familia conformada por dos abuelos (Gabo y Maga) y su nieta, Delia. Los abuelos son una pareja muy unida y Delia es una joven exitosa en su trabajo; pero el futuro sonriente de esta familia se oscurece con la muerte de la anciana abuela.
Ante la pérdida, Gabo cierra los ojos como forma de evadir la realidad, mientras debe emprender junto a su nieta una dura jornada hacia el mar Caribe que les llevará a replantear su familia y su amistad.
Según el director utilizar la historia de una familia era importante para él pues considera que es donde mejor se pueden apreciar las relaciones humanas, cercanas y lejanas.
Además considera que la mayor virtud de su propuesta es la honestidad. “Esta película nunca pasó por filtros, se acomodó a quien soy, refleja lo que yo quería ver y proyectar en esa historia, también lo que sé y lo que aun no sé de cine”, afirmó.
El elenco de la película está conformado por Carlos Luis Zamora, quien interpreta a Gabo, Carol Sanabria como Delia y Anabelle Ulloa, única actriz profesional que participó en el proyecto y que encarna a Maga, bajo la dirección actoral del mismo Jiménez.
El rodaje se llevó a cabo durante el año 2008 en distintas locaciones, entre ellas San Ramón de Tres Ríos, distintos lugares de San José, Limón Centro y Puerto Viejo, en Talamanca.
Hernán comentó que todo ese proceso fue “como todo lo bueno en la vida, lleno de extrema felicidad” aunque afirmó que también hubo momentos difíciles y frustrantes “No tanto por la falta de recursos, sino por cuestiones de arte y creatividad.  Es un proceso duro porque te enfrentás con vos mismo, con tus temores y fracasos”, explicó.
La producción completa del filme costó alrededor de $70,000. Parte de este financiamiento provino del apoyo económico del Centro Cultural de España y la Fundación TEOR / éTica, que apoyaron el proyecto. Entre otras organizaciones involucradas también estuvieron Fundacine, el Centro de Cine y el Centro Cultural Costarricense Norteamericano.
También fueron parte del crew Jurgen Ureña (asistente de dirección), Mariana Rivera y José Pablo García (producción), Olga Madrigal (diseño de producción), Maricarmen Merino (fotografía y luz), Paz León (dirección de arte) y Álex Catona, quien diseñó la música original de A Ojos Cerrados.
El filme se exhibe en las salas de cine del CCM, Cinépolis, Cinemark y Nova Cinemas de San José.


Voces del público


Críticos, periodistas, espectadores y personas cercanas al mundo del audiovisual, se atreven a decir que A Ojos Cerrados es una de las mejores películas producidas en Costa Rica, cuando no, la mejor.
Patricia Velásquez, cineasta.
“La peli es muy buena. Tiene mucho del estilo de Hernán, que con situaciones muy cotidianas te dice mucho. A pesar de que no es un filme dramático sí profundiza en los sentimientos y así te mete en la historia. Además está muy bien hecha, el arte, la fotografía y la música. En especial me gustó la dirección de actores y el guión, pues se logra decir mucho con pequeñas acciones”.
Mónica Morales, periodista.
“Es una película bonita. La película tiene una buena fotografía y una historia conmovedora que te llega. Se nota que el cine costarricense va evolucionando. No es una obra maestra ni nada así, pero ahí vamos. Por eso, la mejor palabra para describirla es: bonita.”
Laura Guido, espectadora.
“Es una película auténtica, sincera, que sabe meterte en la trama e involucrarte en las situaciones que sufren o disfrutan los personajes. Nosotras fuimos en un grupo como de cinco y a todas nos conmovió muchísimo. Además demuestra que se puede hacer buen cine en Costa Rica, sin necesidad de contar con muchísimos recursos.”


[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Es importante recordar que las manifestaciones homosexuales son comunes desde la antigüedad, eran práctica común en la antigua Grecia e incluso durante la época

Estoy a favor de las uniones civiles de las personas del mismo sexo. Pero aparte de esto, estoy decididamente en contra de los argumentos

“Esta información requiere ser confirmada, pero, en todo caso, es alarmante. Hoy día la comunidad internacional no ve transparente el programa nuclear iraní.

a- Que los profesores jubilados puedan ser recontratados no solo en el postgrado sino también en el grado y no solo en docencia o

La trampa es de sentido común: al amparo de un concepto de democracia que se reduce al voto deviene lógico pensar que los procesos

Tras recriminarse directamente lo dicho por una y otra parte en los medios de comunicación, los rectores de las universidades públicas y los ministros

Desde hace tiempo deseaba mandar mi opinión sobre el suelo tico. Más que opinión, mis conocimientos por mi larga vida, y porque conozco nuestro suelo ...

En el caso de las remuneraciones de las y los diputados, siendo blanco de reproches, críticas y ofensas - extendidas a nuestras familias-,
Semanario Universidad