¿Por qué persiste el estancamiento de la pobreza en Costa Rica?

En este tercer y último artículo, termino de exponer algunas ideas acerca de por qué persiste el estancamiento de la pobreza en Costa Rica

En este tercer y último artículo, termino de exponer algunas ideas acerca de por qué persiste el estancamiento de la pobreza en Costa Rica luego de 20 años, en cerca de un 20% de la población.

  1. El enfoque metodológico de la intervención directa con las personas pobres sigue siendo mayormente asistencialista, sin un componente promocional claro y fuerte, y sin una verdadera evaluación de impacto que permita ponderar su valor. Esto quiere decir que el enfoque de las políticas sociales ha sido principalmente el de hacer transferencias monetarias directas a personas en pobreza, pero sin brindarles, paralelamente, oportunidades para desarrollar sus capacidades, programas para enfrentar sus debilidades, crecer humanamente, conseguir empleo, generar ingresos propios y poder salir paulatinamente de su situación de carencia y dificultad material.
  2. Tal como lo predicen diversos estudios y especialistas: a mayor aumento de la desigualdad, mayor aumento de la inseguridad ciudadana. Frente a esto, el país tendió a dar una respuesta básicamente represiva aumentando la actividad policial y creando un sistema para encarcelar más rápido al que cometiera delitos principalmente contra la propiedad: el sistema de flagrancia, que todos los días encarcela jóvenes con un perfil que se repite una y otra vez: pobreza, desempleo, baja escolaridad, familias desintegradas y violentas, y consumo de drogas. De esta forma el gobierno, especialmente en las dos anteriores administraciones, optó por atender solamente las manifestaciones del problema una vez que tales jóvenes en riesgo desatendido delinquían, pero dejando intactas las causas generadoras del problema. Este populismo represivo puede ser considerado cualquier cosa, menos una medida inteligente, por más que el público lo aplauda de pie ingenuamente.
  3. Si en Costa Rica se cumpliera el pago de los salarios mínimos, la pobreza se reduciría significativamente, incluso a pesar de que esos salarios mínimos son bastante bajos y tampoco se puede decir que su cumplimiento garantice una situación estable y satisfactoria para muchas familias. El país parece haberse olvidado en este sentido de la protección del trabajador menos calificado, precisamente el más vulnerable a la violación de sus derechos laborales y el desempleo, y el que más fácilmente suele engrosar las estadísticas de pobreza.
  4. La política económica dominante desde principios de los años ochenta del siglo pasado ha estado enfocada en el crecimiento general, medido en función del producto interno bruto (PIB), muchas veces considerando este indicador como una expresión casi automática de desarrollo económico, lo cual está muy lejos de ser así, olvidándose por completo de hacerse una valoración de la calidad de ese crecimiento, analizando la forma en que este se distribuye y concentra en la población.
  5. Aunque la pobreza general llega a una quinta parte de la población, en la población infantil ronda una tercera parte, lo cual aumenta en la zona rural, las costas, las niñas, los pueblos indígenas, niños con discapacidad o niños de familias jefeadas por una mujer. Esta es una tendencia muy grave, ya que las personas que han vivido en pobreza durante su infancia tienen más posibilidades de seguir siendo pobres cuando sean adultas, en un fenómeno conocido como transmisión intergeneracional de la pobreza, que tiene que ver, entre otras cosas, con que cuando los niños no tienen condiciones adecuadas materiales y familiares de vida, sobre todo durante sus primeros seis años de vida, no logran un desarrollo óptimo de sus capacidades cognitivas, emocionales y sociales, comprometiendo así sus posibilidades futuras de salir de la condición de carencia en que se encuentran. La pobreza infantil es una vergüenza nacional, porque no es compatible decir que Costa Rica es la democracia más longeva y consolidada de Latinoamérica o el país más feliz del mundo, mientras se tiene a uno de cada tres niños sumido en la miseria.
  6. Será difícil cambiar la correlación de fuerzas y que otro tipo de sectores e ideas ejerzan el gobierno y la toma de decisiones de política pública mientras que cualquier intento de acción en función de la justicia social sea etiquetado prejuiciosamente como “comunismo”, despertando así fantasmas del pasado para demonizar e inhibir este tipo de cambios, sin los cuales parece poco probable que se pueda disminuir la pobreza de forma significativa y sostenida. Hoy más que nunca lo que Costa Rica requiere, más que caridad, es justicia social.

Aclaro que no creo que los anteriores factores agoten las posibles causas generadoras de pobreza, solamente sostengo que juegan un papel clave en la definición del actual estado de estancamiento.

 

[delipress_optin id="134623"]

0 comments

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!