El vaticinio maya

Tal narración maya incluso se ha aprovechado como argumento para rodar una película. La naturaleza maleable del ser humano se ha asociado con el

“Dicen” que para este fin de año 2012 los aborígenes mayas habían vaticinado el fin del mundo, de la historia humana. Algunos afirmaron que realmente lo que se vaticinaba era el fin de un ciclo maya; un otro, no maya, afirmándose divino, asintió que no sería en diciembre, sino a mediados del próximo año en que él mismo rodeado de ángeles vendría desde el seno de Dios Padre a juzgar a vivos y muertos.

Tal narración maya incluso se ha aprovechado como argumento para rodar una película. La naturaleza maleable del ser humano se ha asociado con el principio de salvar la propia vida. En un hipotético colapso universal, no habría nada que salvar, dado un acontecimiento precipitante (si es que existiese), y siendo este de proporciones universales, no se puede esperar mayor salvación que la transitoria, frágil y evanescente. Ante un colapso universal, no habría mucho que hacer ni mucho que esperar. Ante un desastre por dislocación de las fuerzas y leyes físicas universales, y ante las consecuentes alteraciones físicas gravitacionales, y  por más que algunos exorcicen a los demonios en los montes más altos de la Tierra… no queda sino la desintegración de los cuerpos físicos y la transformación energética de esto que ahora somos…

¿Vaticino maya? Alguien tuvo que echar a rodar este vaticinio. Alguien lo asustó y el resto vive asustado. Si tal vaticinio no se cumple, nada pasa. Si se cumpliera, no habría literalmente nada que lo pueda superar, evitar o contrarrestar, no habría ninguna posibilidad viable de prevención y tampoco ninguna medida cabalmente efectiva. Ni la cooperación universal ni “los Superamigos” podrían hacer nada, ni Batman, Robin, James Bond, el Capitán Trueno, el agente 86 ni la 99. Nadie podría hacer nada… Ante lo inevitable solo queda conservar la serenidad. Lo que ha de ser, será.

Pero claro, ante el anuncio del final del mundo cabe otra solución: ofrecer algo que es elemental y fácil de socializar y practicar, ofrecer la indiferencia de los oídos y de los corazones a eso que, por ser sospechoso, es susceptible de ser una patraña publicitaria, comercial, tendenciosa, en algún sentido manipuladora desde el miedo que despierta en los más y las peculiares ventajas que pueda desencadenar en quienes, siendo los menos, son por alguna razón beneficiados. En otras palabras, y es lo que nos ocupa, ¿cuánta mala saña se oculta en vaticinios como estos? ¿Quién los patrocina y quiénes usufructúan desde la manipulación y el miedo que desatan en los demás?

Pd: ante la realidad política y cultural que hoy califica al mundo, incluida Costa Rica, algunos amigos míos juegan con este vaticinio: ¡Por favor, Dios mío, que no hayan fallado los mayas…! A ellos dedico este artículo y agradezco su amistad… Y lo hago antes que llegue el fin… El fin se acerca.

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Pasado más de un mes de la publicación del informe, la dirección de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) no ha aplicado las

Cooperativistas del país hicieron un llamado para conmemorar –dos meses después- los 25 años de la firma del Plan de Paz para Centroamérica, en

De esta manera, el neoliberalismo ha provocado profundas transformaciones socioeconómicas, de las cuales sus críticos destacan el aumentado de la desigualdad mediante la concentración

Cómo entender que el exministro de Obras Públicas y Transportes (MOPT) Francisco Jiménez y otros funcionarios bajo investigación no tengan medidas cautelares. Lo cuestionó

Poco antes de conocerse en Costa Rica los sucesos acaecidos en setiembre de 1821 en Guatemala, Juan Manuel de Cañas, el último gobernador de

Más de 200 personas se reunieron gracias a una iniciativa de la carrera de Promoción de la Salud de la Escuela de Salud Pública

Antes de tomar el bus para San Ramón, un sábado nublado y fresco a la 1 p.m., después de haber compartido academia con estudiantes

En Grecia, Chile, España, Estados Unidos, Panamá, Italia y muchos otros más, el pueblo ha salido a exigir al Gobierno el cumplimiento de la
Semanario Universidad