¿Cómo paso el examen de admisión?

Alberto, Juan Carlos y Edson estuvieron entre las mejores notas de los exámenes de admisión de la UCR, la UNA y el TEC. Actualmente,

Alberto, Juan Carlos y Edson estuvieron entre las mejores notas de los exámenes de admisión de la UCR, la UNA y el TEC. Actualmente, estudian en la UCR las carreras de Ingeniería Eléctrica, Medicina y Farmacia, respectivamente. (Foto: Daniel Salazar)

El año pasado Brenna Epp, Juan Carlos Herrera, Edson David Zamora y Alberto Alfaro figuraron entre los mejores cinco resultados de la Prueba de Aptitud Académica que realiza la Universidad de Costa Rica (UCR) y la Universidad Nacional (UNA).

Como cualquier estudiante, admiten haber sentido nervios y tensión al realizar el examen, pero también aplicaron algunas estrategias que pueden resultar útiles para las personas inscritas en este proceso, que comenzará el sábado 30 de agosto.

UNIVERSIDAD reunió los consejos y tácticas de los mejores resultados del examen de admisión aplicado en el 2013. ¿Cómo se prepararon? ¿Qué prácticas aplicaron durante el examen?

Anualmente, miles de estudiantes de secundaria se enfrentan a una prueba de 85 ítemes con una duración de tres horas, la cual es de vital importancia para sus vidas académicas. Ante todo, la recomendación más importante es mantener la calma, evitar estresarse y concentrarse en el objetivo de ingresar a una carrera.

“Uno usualmente espera algo muy complicado del examen”, comenta Edson Zamora, la tercera mejor nota del año pasado. “A veces, como uno espera algo muy complicado, no ve la respuesta que está frente a uno (…) No sobredimensione el examen”.

CONTRARRELOJ

“Para este examen uno no debe estudiar o aprenderse nada, realmente. La idea es practicar”, resume Juan Carlos Herrera −segunda mejor nota del año pasado y actual estudiante de Medicina−. “La práctica es la clave para el examen”.

Herrera y Zamora recibieron ayuda de Juan Fernando Pacheco, un tutor que les enviaba prácticas por correo electrónico. La ayuda de una persona que haya realizado el examen, sugiera ejercicios y cuestione las respuestas es básica, señalan.

“Siento que hay muchos libros que podrían ayudar, pero creo que es elemental encontrar, por lo menos, a alguien que haya hecho el examen antes y que les pueda ayudar”, dice Edson, ahora estudiante de Farmacia.

“Si no podés pagar un curso, buscá alguien que te pueda dar consejos. Buscá un libro con prácticas. El debate sobre cómo se razona una pregunta es elemental”, subraya Juan Carlos. “Una palabra mal puesta da otro sentido a una pregunta”.

Juan Carlos dedicaba, como mínimo, diez minutos por día a la resolución de ejercicios. La idea era desarrollar −al menos− dos habilidades: el dominio del tiempo y la práctica de estrategias para descartar.

“Yo practicaba mucho con el reloj. Cada práctica que yo hacía tenía unas 15 preguntas y yo me había preparado para contestarlas en 10 minutos. Para el examen yo apliqué un rango de 2 minutos (por pregunta)”.

FRENTE A LA PRUEBA

“(Cuando se enfrenten a una pregunta difícil) no entren en pánico, alégrense que las otras partes no eran tan difíciles después de todo, o aunque todo esté difícil, repito, no entren en pánico. Salten la pregunta con el entendimiento que no van a perder el examen por solo esta pregunta”, comenta Brenna, la mejor nota de admisión del 2013.

“Si se encuentra con una pregunta difícil. Pare un toque, respire profundo y mantenga la calma” (…) Váyase a lo básico”, aconseja Juan Carlos.

En general, estos cuatro estudiantes optaron por dejar las preguntas más difíciles y volverlas a consultar minutos después.

“Es una costumbre que aprendí ‘a la brava”, explica Alberto Alfaro −quien obtuvo la quinta mejor nota en el examen del año pasado−. “En mi caso, hice el examen ‘una vez’ completando únicamente las preguntas más fáciles, marcando las respuestas dudosas y las preguntas pendientes, para hacerlas la ‘segunda vez’ que hiciera el examen”.

Alberto aplicó un método que le permitió ahorrar tiempo durante la segunda lectura del examen.

Utilicé tres símbolos para guiarme, una ‘x’ para opciones ‘descartadas totalmente’, una línea recta para opciones ‘poco probables’ y una curva para ‘opciones posibles’. Todo esto para valorar posteriormente las opciones y elegir cuidadosamente una respuesta definitiva”.

El reloj también puede ser un buen amigo durante el examen, siempre que no se utilice como un mecanismo de presión. El Instituto de Investigaciones Psicológicas (IIP) de la UCR −encargado de esta prueba− estima que cada pregunta puede resolverse en un promedio de dos minutos. En este caso, el reloj puede ser útil para distribuir el tiempo a lo largo de las 85 preguntas.

“Para algunos, tal vez es mejor no tener la presión de tiempo y simplemente hacer el examen a cálculo. Para mí es más presión sentir que no tengo tiempo o no saber exactamente cuánto tiempo tengo, así que yo sí le presto atención al tiempo cada vez que termino una sección o en una pregunta que me está costando”, señala Brenna.

OTROS CONSEJOS

En general, los conocimientos básicos requeridos para resolver el examen de admisión de la UCR no pueden sobrepasar a los evaluados en séptimo año de la Educación General Básica. Por eso, no es buena idea estresarse horas antes del examen aprendiendo fórmulas desconocidas previamente.

De acuerdo con el IIP, es necesario comprender y aplicar los contenidos que aparecen en las páginas 14, 15 y 16 del folleto de práctica. En la prueba existe una lista de fórmulas y conceptos que pueden ser útiles a lo largo del examen.

“Les recomendaría que eviten situaciones que les puedan provocar estrés: ir a una hora equivocada, no llevar los útiles necesarios para la aplicación, presentar un documento de identificación incorrecto, etc.”, señala Luis Miguel Rojas, coordinador del Programa de la Prueba de Aptitud Académica.

“(También) es importante que vayan trasladando las respuestas a la hoja de respuestas conforme las van realizando”, dice Rojas. “El aplicador le indicará a los examinados cuándo falten 30 minutos para terminar la prueba”.

“Yo a veces pienso: Estoy aquí, fui de los mejores en el examen de admisión. ¿Qué pasa si me va mal en la carrera que elegí? Uno se conoce más que nadie. Uno tiene que saber lo que puede hacer (…) Mientras hacía el examen estaba pensando en la carrera que yo quería estudiar. Yo recordaba qué era lo que quería y podía hacer. Eso me motivó muchísimo”, cerró Edson.


alt

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

<!–function showCorrect(){ $( ".alert-danger" ).removeClass("visible"); $( ".alert-danger" ).addClass("oculto"); $( ".alert-success" ).removeClass("oculto"); $( ".alert-success" ).addClass("visible");}function showIncorrect(){ $( ".alert-danger" ).removeClass("oculto"); $( ".alert-danger" ).addClass("visible"); $( ".alert-success" ).removeClass("visible"); $( ...

El 77,5% de la pesca de atún en aguas costarricenses se realiza sobre delfines. (Foto: Fecop)Las exportaciones de atún costarricense a países

La Feria del Libro arrancará el 22 de agosto. Al lunes 18 se trabajaba en la preparación de los distintos puestos de venta y

En medio del dolor y la frustración ante las cifras reportadas por la UNICEF, de más de 450 niños muertos en Gaza, y frente

Una de las patrullas compradas para la policía fronteriza, captada el pasado martes 19 frente a la delegación policial de Los Yoses, San José

Ochenta servidores tipo blade, cada uno con recursos de procesamiento, comunicación y conectados al almacenamiento de la nube, permitirán que cada universitario tenga su

La vida política de Costa Rica se encuentra permeada de contradicciones. Una de las más grandes que he visto es el proyecto 19099, mal

La mayoría de la flota atunera que pesca en aguas costarricenses es de bandera extranjera, mientras que la flota nacional para
Semanario Universidad