La verdad… una expresión que derriba cualquier muralla

En nuestro país existen muchas personas que desean profundamente alcanzar sus ideales de vida, dedicando su tiempo y esfuerzo para el logro de cada

En nuestro país existen muchas personas que desean profundamente alcanzar sus ideales de vida, dedicando su tiempo y esfuerzo para el logro de cada uno de ellos; en algunos casos estos sueños pueden ser alcanzados rápidamente, pero en otros, les lleva años el poder conseguirlos; los niveles de sacrificio en muchas ocasiones son grandes y dejan huellas marcadas en el alma y en la memoria, además marcas en las manos de muchos por el dificultoso trabajo que tuvieron que realizar para obtener los frutos deseados.

Reflexionando en la importancia que tienen los principios individuales y la formación de valores que desde niños se nos han inculcado por parte de nuestros padres, familiares, amigos y seres queridos; es por esto que es necesario rescatar cuáles son los aspectos que llegan a enriquecer nuestras vidas y alientan cada paso que damos; pensemos ¿cuál es esa luz que ilumina  nuestro camino y nos permite hacer uso del discernimiento para logar ser  mejores seres humanos cada día de una manera integral, sumando valor a nuestra condición personal, profesional y espiritual?.

A esta pregunta pueden manar muchas respuestas, pero ¿cuáles de ellas son las que verdaderamente permitirán que pueda emerger lo que existe realmente en el interior de nuestro corazón?; serán todas aquellas que cuenten con bases sólidas y firmes, que se impulsen con la verdad.

La verdad es un término que encierra tantas cosas a la vez; para unos está fundada bajo aspectos positivos y para otros encaminados a realizar tareas no permitidas; sin embargo, muchas veces la envolvemos entre sentimientos y siendo estos enaltecedores y gratos, provocará un estado de libertad que permitirá  liberarse de cualquier cadena, derrumbar paredes, arrasar con pilares no tan fuertes y muchas veces derribar murallas; edificaciones hechas no precisamente con materiales pesados y escabrosos que les darán forma, sino que al final son obras que tienen igual peso, pero que están construidas con base en la falsedad, las tinieblas, la falta de compromiso, la promesa no cumplida, la desmotivación, la falta de solidaridad y muchas veces hasta la sensación de ignorar las situaciones que son visibles antes nuestros ojos.

Cuántas cosas suceden a nuestro alrededor y nos mantenemos en silencio; somos conscientes de cómo estas personas van construyendo estos “muros” para ellos indestructibles, pero, al mantenernos al margen de esta situación estamos permitiendo que crezcan con sus espejismos de vida, afectando la realidad de muchos, llenando cada uno de sus días con un falso trabajo o sin propósito real que cumplir dentro de nuestras organizaciones e instituciones gubernamentales.

Por esta razón, debemos evidenciar a estas personas dentro de los lugares donde se desenvuelven, luchar para que esa armadura vana y sagaz se caiga y no permitir que sigan “trabajando” de una manera tan audaz, pero inaceptable para muchos que valoran el sentido de entrega y compromiso en las labores que se encomienden.

El significado real de la verdad no está escrita en libros o en murales alusivos a todas las buenas obras de grandes personas o extraordinarios pensadores,  pues lo que esta trazado en ellos se puede borrar o simplemente olvidar. Esta palabra se encuentra escrita con los trazos del amor, la confianza, el nivel de credibilidad  y el valor que se le den a todos aquellos buenos principios que podamos establecer en una calidad de vida, la cual encierra todo lo que somos y lo que nos rodea.

Busquemos cómo fortalecer toda acción consumada, escudándola con el  principio de la verdad por encima de toda tarea, porque con ella va a  prevalecer la confianza y el sentimiento de seguridad que puede generarnos la simple idea que todo lo que nos rodea es saludable y carece de toda perversidad.

La verdad abre puertas y expande la nobleza de todo ser humano, la verdad motiva y permite que los caminos se ensanchen, permite que sea ésta la luz guía que edifique tu andar y derrumbe toda muralla que existe dentro y fuera de ti.

[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

El Príncipe abre el paso a la primacía de la “razón de Estado”, término que Maquiavelo no usó y fue utilizado por Giovanni Botero

La Orquesta Sinfónica Nacional se presentará en el Teatro Nacional de Cuba, en La Habana, el 16 de marzo a las 11 a.m.Bajo la

Según consta en el Registro Nacional, hasta el 24 de febrero la sociedad OAS Central American Investing Limited no había pagado el impuesto a

El despliegue de tropas rusas sobre territorio ucraniano ha vuelto a disparar la tensión en ese país, y la condena de los países que

Antón Chéjov murió en 1904. A 110 años de su muerte, la editorial Páginas de Espuma publica el primer volumen de Cuentos completos, una

Tenía quizá un par de años de no saber nada de ella, cuando una llamada a mi teléfono me hizo recordarla; lamentablemente la noticia

“Los hombres asilados carecen de poder”. H. ArendtGerminal en el siglo 21, enmascarado dibuja grafitis en las paredes. Habla desde la ira para demostrar

El  mercado global tan apetecido por los empresarios es altamente monopólico, oligopólico y, transnacional; poco mas de 650 CMN controlan el comercio mundial y
Semanario Universidad