Análisis sobre actas del plenario legislativo: Siete diputados hablaron menos de media hora en ocho meses

Una docena de legisladores acaparó cerca de la mitad del tiempo de debate en el Plenario Legislativo durante el 2014, mientras otros congresistas han

Una docena de legisladores acaparó cerca de la mitad del tiempo de debate en el Plenario Legislativo durante el 2014, mientras otros congresistas han intervenido en menos de una ocasión por mes desde que asumieron su curul, en mayo del año pasado.

Otto Guevara, del Movimiento Libertario, lideró el debate con 272 intervenciones desde que asumió su curul, mientras que otros congresistas apenas participaron en las discusiones del Plenario.

La información se desprende de un análisis que UNIVERSIDAD y la plataforma Ojo al Voto efectuaron sobre las 131 actas del plenario de la Asamblea Legislativa en esta legislatura, comprendidas entre el 1 de mayo y el 19 de diciembre del 2014.

La diputada que menos uso de la palabra hizo fue  Aracelli Segura, del Partido Liberación Nacional (PLN). Ella tomó el micrófono en apenas siete ocasiones desde mayo y habló quince minutos en todo el año.

Este tiempo de oratoria se estimó considerando un promedio de 200 palabras por minuto.

Segura encabeza la lista de un grupo de siete diputados de los cuales seis son de Liberación Nacional y una del Partido Acción Ciudadana (PAC).

En una institución donde una parte significativa del trabajo se hace revisando borradores, discutiendo en comisiones y negociando en pasillos, el tiempo utilizado para hablar en el Plenario puede ser un indicador incompleto de la labor legislativa, pero es útil para comprender el rol que juega cada legislador en el debate parlamentario.

“¿Cómo no voy a hablar si este es el Parlamento y por eso me pagan”, reclamaba el diputado socialcristiano Jorge Rodríguez el 30 de octubre del 2014. El legislador asumió esto en serio: es el tercer congresista con más palabras pronunciadas en el Plenario durante esta legislatura. Ha realizado 270 intervenciones desde mayo de 2014.

A solo unas cuantas curules a su izquierda, se sienta Aracelli Segura Retana, la diputada que menos ha participado en el uso de la palabra durante las 131 sesiones de la Asamblea Legislativa. Las siete veces que ha hecho uso de la palabra apenas lograrían llenar 5 de las miles de páginas que conforman las actas del Congreso en el 2014 (Lea subnota).

Esa es la otra cara de la Asamblea: la de los diputados mudos. Mientras algunos legisladores ganan notoriedad por su beligerancia política, otros pasan desapercibidos.

Si Segura hablara a una velocidad de 200 palabras por minuto, solo habría participado por un cuarto de hora  en el parlamento: el tiempo del que dispone cualquier diputado para hablar por cada una de las mociones que presentan en la Asamblea o cualquiera de los proyectos de ley que se discuten todos los días.

No es la única con bajos registros en el uso de la palabra. Al otro lado del Plenario, entre los diputados del Partido Acción Ciudadana, Marlene Madrigal  (representante de la provincia de Heredia), suma un promedio de 23 minutos de participación, es decir, 4.532 palabras enunciadas en todo el año.

En adelante, continúan otros cinco diputados del Partido Liberación Nacional, que acaparan la mayor cantidad de diputados con pocas intervenciones en el plenario.

Madrigal es la única diputada de otra fracción que aparece entre los siete diputados con menos intervenciones. En la lista figuran también los legisladores Danny Hayling (PLN), Julio Rojas Astorga (PLN), Silvia Sánchez Venegas (PLN), Marta Arauz (PLN) y Michael Jake Arce (PLN).

Este grupo de siete diputados supera apenas las 34.200 palabras en todo el año. Es decir, juntos necesitarían repetir sus discursos más de cuatro veces para poder alcanzar la cantidad de palabras de Otto Guevara, el diputado con más participaciones.  

Dashboard 1

LOS QUE MÁS HABLARON

Otto Guevara no se cansó de participar en el 2014. Habló más que el doble de todos sus tres compañeros de bancada: sus intervenciones suman más de medio día entero de discursos.  

Le acompañan en la lista Mario Redondo y Jorge Rodríguez, que han hecho uso extenso de la palabra en algunas sesiones. Ambos han llegado –incluso– a pronunciar más de 6.500 palabras en algunas de las reuniones, lo que equivale a más de media hora de discursos, a razón de 200 palabras por minuto.  

El día que registra la participación más larga en el plenario fue el 26 de agosto, día en que se discutió la Desafectación y Titulación de la Zona Fronteriza entre Costa Rica y Panamá, entre otros asuntos. Las intervenciones de Otto Guevara  sumaron –ese día– las 10.551 palabras: casi una hora de discursos en el plenario.

OBJETIVOS DEL DISCURSO

Para Gustavo Araya, analista de comunicación política, existen al menos dos propósitos básicos en el uso del discurso: la visibilización y la incidencia.  

“Es una herramienta política y no se debe desestimar (…) Algunos lo utilizan como una herramienta para frenar, atrasar o hacer puente. Pero por otro lado se permite que los diputados puedan ejercer algún tipo de presión o injerencia sobre los temas”.

Por ejemplo, Ottón Solís no está siquiera entre la lista de los diez diputados que más conversaron en la Asamblea, pero domina porcentualmente el debate en discusiones de Banca para el Desarrollo y algunas de las sesiones del Presupuesto Nacional para el 2015 y el Extraordinario del 2014.

En el otro lado, Otto Guevara domina porcentualmente las participaciones en la mayoría de los debates del año, sin importar precisamente los temas que se tratan.

“Es evidente que Otto Guevara quiere tener una mayor visibilización y tener cubierto el espacio que otras fracciones de oposición no han logrado tener: quiere más figurar que incidir. Ottón Solís está queriendo tener incidencias puntuales”, aseguró Araya.

Con respecto a los diputados que menos participaron durante el debate, Araya considera que existe una pregunta básica: ¿Están los partidos aportando interlocutores capaces de debatir y aportar nuevas ideas a esta democracia?

“Esto revela una carencia sistémica de los partidos políticos en el régimen parlamentario (…)  Al diputado no se le contrata para que hable, pero sí para que participe. El parlamento es para parlare, es para discutir, para tener discusiones de fondo y de forma”, dijo el analista.

“El diputado que llega a la Asamblea Legislativa que no haga uso de la esencia para la que fue nombrado es un desperdicio: toma decisiones sin participar, come sin aportar a la mesa”, agregó Araya.

El analista también subraya que Liberación Nacional lidere las listas de legisladores con baja participación en las conversaciones del plenario.

“Cuando todos piensan igual, alguien no está pensando (…) La crisis de liderazgos y representatividad tiene un claro ejemplo en el Partido Liberación Nacional. La baja participación de sus miembros es una sintomatología de la crisis de liderazgo y de formación en el partido”, aseveró Araya. 


Ficha técnica

La información se desprende de una base de datos generada por el proyecto “Ojo al Voto” del Semanario UNIVERSIDAD que contiene todas las participaciones de los 57 diputados en las 127 sesiones ordinarias y 4 extraordinarias del 2014.

Las intervenciones se recopilan a partir de todas las actas del Congreso desde el 1 de mayo al 19 de diciembre del 2014. Dichos documentos se encuentran disponibles a través del sitio web oficial de la Asamblea Legislativa.

Este análisis excluye las conversaciones relativas a la reglamentación del debate. Las estimaciones de minutos hablados por legislador se realizan a una razón de un promedio de 200 palabras por minuto.

Puede acceder a la base de datos completa a través del sitio web de “Ojo al Voto”  y el Semanario UNIVERSIDAD.


Diputada Aracelli Segura

“Hay que trabajar más y hablar menos”

Daniel Salazar M

[email protected]

alt“Hay una cosa que yo tengo clarísima: yo estoy acostumbrada a trabajar. Hay que trabajar más y hablar menos”, afirma la diputada Aracelli Segura, la congresista que menos habló durante el 2014.

“Yo no creo mucho en la hablada, hay mucha gente que habla y habla y no hace nada”, dice la legisladora del Partido Liberación Nacional.

De acuerdo con la representante de la provincia de Alajuela, su trabajo se observa en otros sectores: Segura llegó a la Asamblea como dirigente comunal y afirma haber trabajado especialmente en este sentido, al apoyar la participación de las asociaciones de desarrollo en las comunidades, trabajar por la vía hacia San Carlos, entre otros asuntos.

Aracelli participa en las comisiones de Asuntos Agropecuarios, Ambiente y de fortalecimiento de la economía social solidaria y tiene a su cargo a cinco asesores.

Aún así, durante todos los ocho meses de trabajo, la diputada solo propuso un proyecto de ley.  La iniciativa procura que Acueductos y Alcantarillados no solo coordine con las Asadas en su trabajo, sino también con las cooperativas de agua.

También acompañó con su firma otros cuatro proyectos de diputados de diferentes bancadas. En total, se trata de cinco proyectos, entre los más de 300 presentados en la Asamblea durante el 2014.

Por su parte, Danny Hayling, diputado del PLN y tercer congresista con menos intervenciones, coincide con Aracelli.

“Yo nunca he sido político, soy empresario del sector privado. Me metí en la política para ayudarle a mi provincia y yo soy de la convicción de que el que mucho habla, poco hace. Al final de los cuatro años, vamos a ver qué hacen los diputados que pasan hablando”, defiende.

“No creo que sea una buena referencia quién habla más o menos, deberíamos de verlo más por los proyectos que se saquen”, dijo.

De acuerdo con el departamento de servicios parlamentarios, Hayling solo había presentado seis proyectos para el 15 de diciembre del 2014. Solo la mitad era de su autoría.

Se procuró obtener la versión de la segunda diputada con menos intervenciones (Marlene Madrigal del Partido Acción Ciudadana), pero al cierre de esta edición no se recibió respuesta de los correos y la llamada telefónica que se le efectuó.


Limón: la provincia que está en la boca de los diputados

Daniel Salazar M.

[email protected]

Las provincias costeras de Limón, Guanacaste y Puntarenas, fueron  –en definitiva– las zonas más mencionadas por la Asamblea Legislativa durante el 2014. La mayor parte de las menciones no se refieren precisamente a proyectos de ley, sino a discusiones sobre problemáticas de sus ciudadanos y proyectos de infraestructura urgentes.

En Limón, la provincia más mencionada (citada unas 808 veces), fue recurrente la discusión acerca de la terminal de Muelles de Moín, la huelga del Sindicato de Trabajadores de Japdeva y el proyecto de ley para la ampliación de la ruta 32, que conecta la provincia con San José.


Los congresistas Luis Alberto Vásquez del PUSC y Gerardo Vargas del Frente Amplio (ambos representantes de la zona) acumulan la mayor parte de las intervenciones relativas a la provincia.

Dashboard 1

Vásquez comienza todos sus discursos con el tradicional “Wapin Limón” y brinda un detalle sobre su trabajo con la zona. En el caso de Vargas –jefe de bancada del Frente Amplio– también es normal citar de forma reiterada a la provincia.

Guanacaste también fue mencionado con frecuencia (unas 606 veces) y con especial interés por los liberianos Johnny Leiva (PUSC) –que centra sus discursos en las municipalidades de la región– y Ronal Vargas (Frente Amplio).

Las menciones a todas las provincias del país están siempre acaparadas por los partidos Unidad Social Cristiana y el Partido Frente Amplio, que tienden a acumular un cuarto de las ocasiones en que se cita a las provincias y a mostrar la mayor relación discursiva con las zonas que representan.


[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

Al analizar la situación vivida con el fraude cometido en las pruebas de bachillerato y escuchar que algunos padres de familia sabían de la

Provisional es aquello que se establece como propio para un tiempo limitado, específico y por lo tanto no mantenido hasta las últimas consecuencias, con

La cultura y el deporte reinarán en la Avenida Central todos los domingos, del 25 de enero hasta el 8 de marzo. (Foto: Cortesía

Canciller Manuel González: La declaración política de la Cumbre es un proceso que tiene mucha dinámica y todavía está en formación (Foto: Katya

Los bailes íntimosEdmundo RetanaPoesíaEdinexoLas sílabas de la tierra y Pa-sajero de la lluvia y su más reciente poemario Reino de las cosas perdi-das.La imagen,

Los consumidores que lleguen a las estaciones de servicio a partir de esta semana notarán una disminución de más de ¢100 en el precio

Multitudinarias manifestaciones han conmovido a México tras la desaparición de los estudiantes, como esta ocurrida en el Distrito Federal el 22 de octubre de

Una historia cruenta: la tortura, la exclusión, la pobreza, las masacres que no cul-minan. Esa es la tradición en esta zona del mundo desde
Semanario Universidad