CCSS ignoró advertencias de la UCR sobre los EBAIS

La Caja Costarricense de Seguro Social ignoró una serie de advertencias escritas y verbales que la Universidad de Costa Rica efectuó entre 2009 y

La Caja Costarricense de Seguro Social ignoró una serie de advertencias escritas y verbales que la Universidad de Costa Rica efectuó entre 2009 y 2012 sobre la posibilidad de que el creciente déficit provocara el cierre del Programa Integral de Atención en Salud (PAIS).

Así lo indicaron el actual rector de la UCR, Henning Jensen, y la exrectora, Yamileth González, quienes documentaron las gestiones escritas y verbales que efectuaron ante la presidenta ejecutiva de la CCSS, Ileana Balmaceda, y los gerentes médicos Rosa Climent y Zerith Rojas.

González aseguró que durante su administración, se empezó a discutir con la CCSS la necesidad de que se reconociera el gasto adicional en que incurría la Universidad con el PAIS, y que a mitad del 2011 se concedió una prórroga al proyecto, con la condición de que se realizaran estudios técnicos para el reconocimiento del déficit.

“Siempre, por lo menos en el discurso, había buena voluntad de las autoridades de la Caja para llegar a un acuerdo;  no obstante, cuando los equipos técnicos de la UCR y la CCSS se sentaban, se ponían a discutir y no se avanzaba”, recordó González

En marzo del 2012, la entonces Rectora dio al entonces gerente médico Zerith Rojas una nueva advertencia sobre la imposibilidad de sostener el PAIS por las pérdidas que ocasionaba a la UCR, y en diciembre de ese mismo año, el rector Jensen anuncia el cierre definitivo del programa.

El exgerente médico de la CCSS, Zerith Rojas, alegó al cierre de esta edición (4 de febrero) que recordaba vagamente la advertencia efectuada por la UCR.

Rojas no pudo precisar qué gestiones específicas efectuó durante su gestión, para resolver el problema que afectaba a 45 EBAIS en los cantones de Montes de Oca, La Unión y Curridabat.

Tampoco recordaba si llegó a tratar el tema con la presidenta ejecutiva de la CCSS, Ileana Balmaceda.

“Vea, eso fue hace un año, recuerdo que fui a la UCR y hablé con la Rectora, pero no recuerdo detalles del tema”, declaró.

La UCR reclama a la CCSS que le reconozca un déficit acumulado provocado por la administración de los 45 EBAIS del programa PAIS, por una cifra de ¢4677 millones.

La gerenta médica de la CCSS, Eugenia Villalta, asegura que el reconocimiento de este déficit depende de los resultados de una comisión bipartita que analiza los costos del programa PAIS; mientras que el rector Jensen dijo que estaría dispuesto a demandar a la institución con tal de recuperar ese monto.

TRES AÑOS DE ADVERTENCIAS

Desde el año 2009, la UCR inició el análisis del creciente déficit acumulado del programa PAIS, que tuvo su punto de quiebre entre 2008 y 2009, cuando pasó de tener un superávit de ¢56 millones, a un déficit de ¢438 millones al año siguiente.

La exrectora González manifestó que desde entonces se inició una serie de negociaciones con la CCSS, que llevaron a la firma de una prórroga al programa, cuyo contrato caducaba el 30 de junio del 2012.

“La Vicerrectoría de Acción Social  tomó la decisión de prorrogarlo por dos años, bajo condiciones que la CCSS nunca cumplió; se prometieron una serie de estudios técnicos que la Caja dijo que iba a hacer y no los hizo”, explicó.

Antes de dejar su cargo como rectora en mayo del 2012, González envió una última advertencia a la CCSS sobre el posible cierre del PAIS al finalizar la prórroga, que vencía el 31 de diciembre de ese año.

Finalmente el rector Jensen decidió no continuar más con el programa y otorgó un plazo de tres meses que vence el próximo 31 de marzo. La CCSS insiste en que necesita al menos un año más de tiempo, para asegurar la transición de los EBAIS a un administrador privado.

 


Henning Jensen, rector de la UCR:

Demandaríamos a la CCSS para que reconozca la deuda

En redes sociales se discute que la Rectoría planea cerrar programas  y que, además de retirarse  de la administración de los EBAIS, cerraría programas del Cana15. ¿Es correcto?

−En cuanto al Canal y los medios de comunicación de la Universidad los planes son lo opuesto; el plan es fortalecer los medios. Tenemos el propósito de que nuestros medios se conviertan en los mejores del país. Los mejores en su contenido y en su nivel de criticidad.  En el Canal 15 ya hicimos inversiones cercanas a los $200.000, iniciamos un proceso de digitalización y no tenemos ninguna intención de cerrar espacios televisivos, pero hay procesos de contratación que deben ser definidos legalmente; algunos productores han sido contratados a lo largo de los años por servicios profesionales y este tipo de contrato no puede prolongarse mucho tiempo sin incurrir en ilegalidades. Tenemos que ver la mejor manera de garantizar la continuidad y la permanencia de este personal; con respecto a los programas “Era Verde” y “Espectro”, decidimos las mejores y más legales vías de contratación y se las comunicamos al director del Canal. Estamos haciendo una corrección en bien de la Universidad y del trabajador.

En diciembre usted anunció que la UCR seguiría administrando los 45 EBAIS del programa PAIS con la CCSS durante el primer trimestre del año. ¿Se mantiene esa fecha como límite?

−El plazo se mantiene, pero estamos ante una situación jurídicamente compleja y ante valores superiores que debemos tutelar. La contratación con la CCSS venció el 31 de diciembre; en realidad esta fecha de vencimiento no tenía que ser comunicada a la CCSS, puesto que ellos ya la conocían. En marzo del año pasado, la entonces rectora Yamileth González le comunicó a la CCSS la validez de esa fecha límite, y les notificó que la prórroga del contrato se condicionaba al cumplimiento de una serie de aspectos; esas condiciones no se cumplieron y entonces, el 3 de diciembre de 2012, yo le reitero a la CCSS que no se va iba a prorrogar el contrato, tal y como ya se lo habíamos anunciado.  La CCSS no puede aducir de ninguna manera desconocimiento de ningún tipo.

La Rectoría señaló a la CCSS dos aspectos absolutamente centrales: se le indicó la conformación de una comisión mixta para garantizar la continuidad de los servicios, porque tanto la UCR como la CCSS estamos obligados a proteger un bien jurídico superior que es la salud de los habitantes y el derecho fundamental del acceso a los servicios de salud. Este bien jurídico está por encima del aspecto financiero, la salud está por encima de todo, la salud está por encima de las finanzas. Nosotros le dijimos eso a la CCSS y le dimos un plazo de tres meses para hacer la transición y cumplir con este principio de que la salud está por encima de las finanzas; la Caja nos comunica que va a requerir más tiempo y nosotros comprendemos esa circunstancia.

La gerente médica de la CCSS dice que va a necesitar más tiempo de prórroga, un año…

−Nosotros aún no hemos recibido ninguna comunicación de la CCSS sobre ese plazo; no lo han pedido formalmente y tampoco han sido claros sobre cuál es el plazo que va a necesitar. Si ellos necesitan más tiempo y tomando en consideración la protección del derecho a la salud, la Universidad está anuente a considerar las prórrogas que sean necesarias, pero siempre bajo la condición de que se nos reconozcan los costos reales.

¿Cómo fue que pasó más de un año sin atender el problema y se dejó que la situación llegara hasta este extremo?

−Hace años a la UCR se le prendió una luz amarilla, una ligera advertencia de que las cosas no estaban funcionando bien, pero la luz se volvió intensamente roja en el año 2009; hubo repetidos reclamos a la CCSS; pero mi opinión es que no hubo un ejercicio de presión suficiente, para obligar a la CCSS a sentarse a negociar como lo estamos haciendo ahora.   Incluso al revisar el contrato original entre la CCSS y la UCR, este fue altamente desventajoso para la UCR en lo administrativo, y además afectó incluso un principio fundamental, como es la autonomía universitaria. El contrato establece una absoluta subordinación de la UCR a la CCSS. La Caja se reservó el derecho de aprobar o improbar proyectos que son una acción sustantiva de la Universidad, como docencia y la investigación.

La UCR sostiene que, en los últimos tres años, acumuló un déficit de ¢5.400 millones por administrar los EBAIS. ¿La CCSS reconoce la existencia de esa deuda?

−Los últimos datos señalan un déficit acumulado, a diciembre del 2012, de ¢4.667 millones; son casi $10 millones; es una cantidad muy grande y la CCSS no ha reconocido este déficit; lo que verbalmente se ha dicho es que la CCSS reitera que no le debe nada a la UCR.

¿Le pedirá formalmente ese dinero a la CCSS?

−La UCR va a hacer las gestiones necesarias para recuperarlo, pero creo que ese dinero no será recuperable dentro del mecanismo establecido. Creo que la UCR tendrá que recurrir a medidas legales.

¿Demandaría la UCR a la CCSS?

−La UCR estaría dispuesta a utilizar todos los mecanismos legales e ir hasta las últimas  consecuencias, esa es mi obligación.

¿Qué pasa si llega el fin del trimestre y las diferencias con la CCSS no se resuelven?

−Tenemos una asesoría legal que está acompañando este proceso con la CCSS; vamos a recurrir a los mecanismos y principios legales que nos asisten.

¿Qué puede esperar el público que utiliza esos EBAIS?

Los EBAIS no pueden cerrar, es un servicio de la CCSS, que esta tiene la obligación de mantener, pero la UCR se retirará de la administración. Ahora ¿qué pasa si las circunstancias nos obligan a seguir administrando los EBAIS por algunos meses? Ese es efectivamente un escenario difícil para la UCR, por lo que demanda económicamente y porque va a crecer el déficit; el déficit proyectado para fin de año es de ¢8.000 millones (acumulado). Nosotros emprenderíamos acciones legales contra la CCSS para que reconozca esta deuda.


 

Eugenia Villalta, Gerente Médica CCSS:

“Necesitamos que la UCR nos dé un año más de tiempo”

La Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) necesitaría que la Universidad de Costa Rica (UCR) le dé un año más de tiempo para realizar la transición de los 45 Equipos Básicos de Atención Integral en Salud (EBAIS), que hasta el 31 de marzo administrará el centro educativo.

La Gerenta Médica de la Caja, Eugenia Villalta, indicó a UNIVERSIDAD que la institución espera los resultados de un análisis financiero, para determinar si reconoce a la UCR el déficit que arrastra desde hace varios años, y sugirió que ese ente debe revisar su estructura de costos.

¿Qué pasará con los 45 EBAIS que están a cargo de la UCR, tras la prórroga que vence el próximo 31 de marzo?

−Nosotros firmamos un convenio hasta el 31 de marzo, en el entendido de  que necesitamos más tiempo y esto es de conocimiento de las autoridades de la Universidad.

Ellos tomaron la decisión de no ser más proveedor de la CCSS, pero nosotros tenemos la confianza de que se queden por lo menos hasta diciembre.

¿Ya le solicitaron a la Universidad que extienda la prórroga?

−Se lo hemos solicitado de diferentes formas. Se ha conversado y se ha analizado en las mesas de negociación. Ahorita se concluyó la etapa de análisis de los estados financieros que en estos días tendrá que dar su informe final. En estos días se analiza la solicitud de la UCR de un incremento del pago por los servicios prestados. La idea nuestra es que la Universidad continúe. Lo que le pedimos es que continúe hasta que nosotros podamos brindarle los servicios a la población, porque a nosotros lo que nos interesa es la continuidad del servicio, que el paciente siga sus tratamientos, y esa seguridad solo nos la puede dar la UCR.

¿Cuál es la opción que valora la CCSS?

−Realmente la opción que tenemos es dar los servicios a otro proveedor. Tenemos a las cooperativas que tienen amplia experiencia, que han trabajado con la Caja. Entonces en tan poco tiempo esa es la opción. Realmente a la CCSS no le alcanzaría  el tiempo.

En tres meses no existe ninguna opción de que le podamos brindar nosotros los servicios a la comunidad. En un año menos. Si queremos institucionalizarlos (que los EBAIS pasen a la Caja), tendríamos  que comprar los equipos, comprar los muebles de oficina, crear las plazas, hacer los procesos de selección y alquilar los edificios. Para nosotros sería imposible hacer eso en un año. Por eso la opción ahorita sería la contratación directa.

¿Entonces rechaza usted lo que han solicitado los sindicatos, en cuanto a que sea la CCSS la que reasuma los EBAIS?

−Pues no lo rechazo, pero en este momento no es opción por esas limitaciones. La Universidad lo que nos ha dado son tres meses y ahora nosotros le estamos pidiendo un año para poder cederlo a otros proveedores conocidos, de experiencia y que nos han dado una calidad y efectividad adecuada en la prestación de los servicios.

Si usted me dice: la UCR se queda tres años, entonces ya con más calma uno se sienta y analiza la posibilidad de institucionalizarlo. A pesar de que reiteradamente les hemos dicho por diferentes medios y de manera personal que ocupamos más tiempo, nos dicen que tres meses.

Incluso ellos (las cooperativas y asociaciones oferentes) nos expresaron que por la inversión que se requiere, no podrían asumir antes de 8 meses. Imagínese que ellos tienen la libertad de salir y comprar, nosotros no.

La Universidad lo que alega es que no se puede continuar con el programa por el déficit que se estaba generando. ¿Qué le están ofreciendo a la Universidad para que les den más tiempo? ¿Va a cubrir la CCSS todo el costo?

−Creemos que la Universidad tiene que analizarse a lo interno, la parte de logística. Ese es el análisis que se está haciendo, de cuáles son las causas de que la Universidad sea un proveedor que cuesta más, que paga más a sus funcionarios y cuesta más.

¿Hay disposición de la CCSS a reconocerle el déficit a la UCR?

-−Es que ese es el análisis que se va a hacer. No podría adelantar criterio. Ayer (31 de enero) terminó la comisión para determinar por qué la Universidad de Costa Rica es un proveedor que gasta más en comparación con los otros.

¿Han tenido contacto con la comunidad?

−Con la comunidad hasta ahorita no hemos tenido contacto, porque cuando tengamos definido qué les vamos a ofrecer, nos sentamos con ellos a informarlos. Una vez que se termine esta etapa, nos veremos con la comunidad para ver si la UCR se queda hasta diciembre. Tenemos 10 posibles proveedores y eso es un alivio ante la amenaza constante de que la UCR se va a ir.

¿El proveedor sería por contratación directa?

−Sí, la Contraloría General de la República nos autorizó por un periodo de hasta cuatro años. La Contraloría reconoce la urgencia que le está diciendo la CCSS, porque no podemos dejar a esa población desatendida.

¿Cómo está la relación de la CCSS con la UCR respecto a los cupos para estudiantes de medicina?

−Bien, perfecta. En eso no hay absolutamente ningún problema. Se hacen los exámenes, cumplimos. No hay problema alguno. Si hubo problema antes, no conozco los antecedentes, yo no estaba.

Se ha hablado del cierre de 9 de los 45 EBAIS por parte de la CCSS. ¿Qué hay de cierto en esto?

−Realmente no es cierre. Ese es otro tema que estamos revisando. Por el censo del año pasado se tienen que hacer proyecciones. Por ejemplo: ¿qué pasa si todo San Pedro migra a Tres Ríos y queda una zona solo comercial?  Entonces nos tendríamos que llevar los EBAIS de San Pedro a Tres Ríos.

Es un asunto de ajuste que se estudió con unidades georreferenciadas, de manera que los EBAIS sean ubicados en lugares que sean equidistantes a la población. Pero, al hacer el análisis no salen los 45 EBAIS; salen 36 y entonces sí habría que reducir; pero no es cerrar, sino acercarlos a la población para redistribuirlos.

¿Cómo describiría la relación actual entre la CCSS y la UCR?

−Buena. Estamos en la mesa, hay disposición de negociar.


[delipress_optin id="134623"]

Otros Artículos

“Nunca fuimos catequizados. Lo que hicimos fue Carnaval”. Oswald de AndradePara esta generación, hemos sobrepasado una de las fechas más enigmáticas, donde unos   la

“Vamos a tener ciudadanos profesionales y capacitados como los que tanto necesita el cantón”, afirmó la alcaldesa de Siquirres de Limón, Yelgi Verley, ante

Igual sucede en el interrogatorio en juicio, en el cual el Código permite al Tribunal realizar preguntas aclaratorias, es decir, que si las partes

El 4 de febrero el sitio en Internet de Renovación Costarricense aún mostraba la bandera con el pececillo cristiano. (Imagen capturada de http://www.partidorenovacioncostarricense.com)Justo Orozco

Varios pacientes esperaban una sesión de hemodiálisis en el hospital México. (Foto: Ernesto Ramírez)Literalmente, la unidad de hemodiálisis del hospital México está “colapsada” y

El “hang” es un instrumento de reciente invención. (Foto: Katya Alvarado)Toma la armónica cromática y le saca sonidos típicamente asociados al blues, pero rápidamente

Al paso de 30 años de laborar en la Universidad de Costa Rica se me ha permitido llegar a la Jubilación.Mis primeros pasos los

Para lidiar con la realidad y  poder tomar las mejores decisiones posibles en el contexto de su propia falibilidad, el ser humano cuenta con una ...
Semanario Universidad